La Junta investiga la situación familiar de la niña que convivió con el perro muerto

La Junta investiga la situación familiar de la niña que convivió con el perro muerto
R. Jiménez

Esta investigación se emprende después de recibir una comunicación de la Fiscalía de Menores

El Norte
EL NORTEValladolid

Los Servicios Sociales de la Junta de Castilla y León han iniciado hoy una investigación sobre la situación familiar de una niña que al parecer convivió junto a sus progenitores durante tres meses con el cadáver de un perro muerto en la cocina de la vivienda.

La Consejería de Familia e Igualdad de Oportunidades ha explicado que esta investigación se emprende después de recibir una comunicación de la Fiscalía de Menores y que se realizará en coordinación con los Servicios Sociales de la Diputación de Valladolid, al ocurrir los hechos en el municipio vallisoletano de Santovenia de Pisuerga.

Más noticias

Al parecer, según publican hoy varios medios de comunicación, fue la propia menor la que comentó la situación con varios vecinos, a quienes habría trasladado que habían sido sus padres quienes habían matado al can y que habían decidido dejarlo en la cocina de la vivienda que habitan.

Los vecinos comunicaron esta situación a la Guardia Civil, cuyos agentes se personaron en la vivienda y comprobaron que era cierto.

La investigación policial servirá para aclarar en qué circunstancias se han producido los hechos, mientras que la iniciada por los Servicios Sociales determinará «las medidas que los profesionales consideren más adecuadas en interés de la niña», según han explicado las mismas fuentes de la Consejería.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos