El juez desestima la suspensión cautelar que reclamaban los 'enemigos' del diablillo de Segovia

Fotomontaje del dablillo, en su futuro emplazamiento. /El Norte
Fotomontaje del dablillo, en su futuro emplazamiento. / El Norte

El juzgado, que continúa el procedimiento, condena en costas a la asociación católica San Miguel y San Frutos

C. A.Segovia

El Juzgado de lo Contencioso Administrativo nº1 de Segovia ha rechazado la suspensión cautelar de la colocación de la escultura del diablo en la calle de San Juan de la capital segoviana hasta lo que no se resuelva la denuncia planteada ante el acuerdo de la junta de gobierno local, de 24 de octubre de 2018, de aceptar la donación realizada por el escultor José Antonio Abella.

Más información

En su resolución, el juez señala textualmente «no haber lugar a la suspensión de la ejecución del acto administrativo impugnado». Añade, además, que «condena en costas a la parte actora hasta un límite máximo de 500 euros», aunque el procedimiento continúa sobre el fondo del asunto, que no es otro que la nulidad que pretenden de dicho acuerdo.

Contra esta decisión, en el incidente preliminar del juzgado, cabe que la parte actora interponga recurso de reposición. Los denunciantes, enemigos del diablillo, pertenecen a la asociación católica San Miguel y San Frutos, constituida, precisamente, para luchar contra la colocación de la escultura, pues, según ellos, atenta contra los sentimientos religiosos de los católicos.

 

Fotos

Vídeos