Saravia: «Lo veo todo tan forzado que parece una excusa para gobernar en solitario»

Los tres concejales electos de Toma la Palabra, Alberto Bustos, Manuel Saravia y María Sánchez. /R. Cacho-Ical
Los tres concejales electos de Toma la Palabra, Alberto Bustos, Manuel Saravia y María Sánchez. / R. Cacho-Ical

VTLP lamenta los «reproches» de Puente y advierte de que no entrará en cruce de acusaciones; «han sido cuatro años de buen gobierno»

Lorena Sancho
LORENA SANCHOValladolid

«Sorprendidos». Tanto por la decisión del alcalde en funciones, Óscar Puente, de no hablar con ellos durante estos días como de que el argumento para romper las negociaciones y gobernar en minoría sea el retraso en la consulta que Toma la Palaba iba a realizar en sus bases. Los concejales de la formación encabezada por Manuel Saravia no entendieron los motivos que argumentó el regidor para gobernar en solitario y advirtieron, eso sí, de que los cuatro años de «buen gobierno conjuntos» no se merecían acabar con un cruce de reproches: «No nos van a encontrar en la descalificación y el insulto, que sea la ciudadanía la que juzgue sobre humildad y soberbia de cada cual», precisó María Sánchez, concejala de Medio Ambiente en funciones.

Porque tras los reproches que Puente realizó a Toma la Palabra, a quienes acusó de haber «capitalizado los logros como méritos suyos», Manuel Saravia, teniente de alcalde en funciones, vio una «sobreactuación» y se sorprendió de que Óscar Puente se quejara incluso de que sus socios de gobierno no le habían reconocido el buen gobierno que ha llevado a cabo estos cuatro años. «Lo veo tan forzado que todo parece una excusa. La impresión que da es que era conveniente intentar buscar un acuerdo para mantener el gobierno pero a lo mejor preferían gobernar en solitario y ha sido una negociación forzadísima», sostuvo.

En este mismo sentido, Alberto Bustos, concejal de Participación Ciudadana y Deportes en funciones, precisó que las actitudes no han cambiado por parte de su formación, sino del Partido Socialista «desde la noche electoral». Ahí, denunció, «nuestras áreas y la que había llevado el concejal saliente, Antonio Gato, habían empezado a funcionar mal y había que corregir», protestó.

Los tres ediles, visiblemente afectados por la decisión del PSOE de no contar con ellos en el gobierno, siguieron no obstante confiando en el diálogo antes de que el próximo sábado se produzca la investidura. Pues avisaron, en palabras de Manuel Saravia, de que «gran parte de la ciudadanía no entenderá que el PSOE gobierne en solitario».

Reunión este martes en Rondilla

Serán ahora las bases de Toma la Palabra quienes decidan qué hacer con su voto el próximo sábado, aunque en principio descartan dialogar con otras formaciones para llegar a otros tipos de acuerdos. Este martes, a las 18:30 horas, están convocados los inscritos de Toma la Palabra a una asamblea en el centro cívico Rondilla para fijar un día de votación sobre la votación del sábado. Confían en que el diálogo prime antes del sábado para poder abordar futuros apoyos. «Creemos que dos formaciones que han sido capaces de dialogar y afrontar momentos complicados en la gestión de gobierno tras veinte años de mayoría absoluta del Partido Popular debemos ser capaces de sentarnos a hablar», insistió María Sánchez. Pues Toma la Palabra incide en que independientemente de estar o no en el gobierno, «los ciudadanos nos han elegido para seguir por vías de progreso y ahondar en los servicios públicos. Y ahí vamos a estar», añadieron.