Las reinas de Íscar y la Cofradía de San José inauguran las fiestas de agosto

Las Reinas de las Fiestas, junto al alcalde y los directivos de la Cofradía de San José. /C. Catalina
Las Reinas de las Fiestas, junto al alcalde y los directivos de la Cofradía de San José. / C. Catalina

Trabajadores jubilados de la hermandad animaron a conservar las tradiciones

Cruz Catalina
CRUZ CATALINA

Íscar daba inicio oficial a sus Fiestas Populares de Agosto con el acto de proclamación, mediante la coronación e imposición de banda acreditativa, de Eva Peña Chico, Erika Gutiérrez Queiros y Paula Solís Pérez como Reinas de las Fiestas 2019. Un protocolario acto del que fueron testigos las cientos de personas que abarrotaban la Plaza Mayor, en el que tras la tradicional salutación festiva del reelegido alcalde, Luis María Martín García, y en medio de la algarabía, los directivos de la refundada Cofradía de San José de carpinteros de la villa de Íscar, Encarna Molpeceres y David Sanguino, se encargaron de anunciar las Fiestas Populares de Agosto.

Lo hicieron con un pregón en el que, tras los agradecimientos oportunos, expresaron el gran honor que constituía para la hermandad a la que representaban anunciar a los cuatro vientos el comienzo de las fiestas, el agradecimiento al Ayuntamiento por la distinción, el deseo de que su mensaje llegara todos los rincones de la Tierra. «Lo mismo que va llegando la producción de nuestras modernas fabricas de carpintería y que certeramente se expresa el lema de la imagen de marca que hemos adoptado. 'Íscar, de puertas al mundo'», señalaron. Destacaron también el temor que les infundió asumir el encargo, de ejercer como pregoneros «por la responsabilidad que entraña no defraudar, hacerlo bien, acertar con el mensaje y la manera de expresarlo».

Tras evocar los más de 330 años de la Cofradía y el reto que supuso darle nueva vida en 2013 pusieron voz a lo que les habían contado sobre cómo se trabajaba hace 60 y 70 años. Contaron para ello con los testimonios de personas como Abelardo de la Fuente 'Chaqueta', Bernabé Juárez, Carlos Herrero, Rufino Muñoz, Mariano Arranz 'El Alguacil', Onofre Velasco, Antonio Sanz 'Alejo', José Luis Villa y su primo Herminio Villa 'Chume' o José Luis Alcalde, todos ellos vinculados durante su vida laboral al sector de la madera y hoy felizmente jubilados.Dos de ellos, en representación de los muchos que son, accedieron hasta el escenario para manifestar el profundo orgullo que sienten de haber sido carpinteros y se dirigieron a los jóvenes para pedirles que no renuncien a las tradiciones.

Ya en clave festiva invitaron a jóvenes y maduros, niños y mayores, a que «a partir de ahora, y hasta el final de las fiestas, os divirtáis intensamente, que participéis en todos los actos, con el mismo entusiasmo que sabéis poner en vuestro trabajo de cada día».

Para concluir con un rotundo:«¡Que repiquen las campanas, que iluminen el cielo los cohetes, que sepan en todo el mundo que Íscar está en fiestas!», y lanzar vivas a San José, la Virgen de los Mártires, San Miguel, las fiestas e Íscar, que fueron correspondidos por todos los presentes. También tuvieron palabras para las peñas, especialmente las tres grandes, El Abuelo, El Ruedo y La Popular, «que llenan de colorido, buen humor y sana juerga nuestras calles, ambientando con música, cantos, gritos o ruedo estos cinco días de diversión. Su presencia es, nadie lo duda, imprescindible e indiscutible».

De igual modo se refirieron a las seis protagonistas centrales del acto, las soberanas entrantes y salientes, «representantes de la juventud que aportaran belleza, simpatía, delicadeza, inteligencia, saber estar y compromiso con sus vecinos en todos los actos programados», deseándoles que las vivencias de estos días queden grabadas para siempre en sus vidas. Será a partir del jueves cuando los iscarienses se embarquen de lleno en sus fiestas, con variado programa de actos taurinos y musicales. Entre tanto este domingo para abrir boca por la mañana está prevista una carrera de galgos con liebre mecánica en el pago de La Borrega y por la tarde en la plaza de toros un Gran Prix solidario, sin vaquillas, a beneficio de las peñas El Abuelo, La Popular y El Ruedo.