Investigan también por violencia doméstica al detenido por disparar en el Barrio Belén de Valladolid

Establecimiento donde se produjeron los disparos en Barrio Belén. /J. S.
Establecimiento donde se produjeron los disparos en Barrio Belén. / J. S.

El sospechoso fue capturado menos de doce horas después del incidente en el 'after' de la avenida del Valle de Esgueva

J. Sanz
J. SANZValladolid

Los agentes de la Policía Nacional volvieron a resolver por la vía rápida el quinto tiroteo registrado en la ciudad en el último mes y medio con la localización y detención en menos de doce horas del principal sospechoso de haber participado en una pelea registrada al filo de las diez de la mañana en un bar del Barrio Belén, cuando todo apunta a que sacó a relucir un arma larga y efectuó, al menos, un disparo en el interior del local de la avenida del Valle de Esgueva para zanjar la disputa. El sospechoso permanece ahora en los calabozos de la Comisaría de Delicias y está siendo investigado no solo por el incidente en el establecimiento hostelero sino también por un posible delito de violencia doméstica sobre su novia. De ahí que los agentes hayan prolongado su estancia en las dependencias policiales antes de que pase hoy a disposición judicial, como mínimo, en calidad de investigado por un delito de tenencia ilícita de armas, según confirmaron ayer fuentes de la investigación.

Más información:

El incidente tuvo lugar en torno a las 9:54 horas, cuando el primer testigo avisó a los servicios de emergencias de que había escuchado «varios disparos» en el interior de El Nuevo Rincón del Cómico, un establecimiento que funciona como 'after' los fines de semana, situado en la esquina de la avenida del Valle de Esgueva y la calle Nochebuena, frente al Campus Miguel Delibes.

Allí, según pudieron comprobar los agentes, se había producido una pelea entre dos clientes (varones) que uno de ello zanjó saliendo a la calle, cogiendo un «arma larga» de su coche y volviendo a entrar para efectuar, al menos, un disparo. Nadie, en principio, resultó herido. El agresor, que iba acompañado por su pareja, salió después, debió guardar el arma en su vehículo y se fue junto a su compañera a pie o en otro coche. El caso es que el turismo de su propiedad fue localizado e intervenido en las inmediaciones del bar y en su interior se encontraba el arma, que resultó ser una «carabina modificada» de aspecto similar a una escopeta -su posesión supone un delito de tenencia ilícita de armas-.

Los agentes identificaron enseguida a los implicados en la pelea, que eran amigos o «conocidos», al menos, y el presunto autor del disparo fue detenido ese mismo domingo por la noche. Las posteriores pesquisas condujeron a los policías a investigar también al sospechoso por un posible delito de malos tratos sobre su compañera sentimental.

Solo un encarcelado

Con su detención son ya once los arrestados en el último mes y medio y cinco los tiroteos resueltos por los agentes. Solo uno de los implicados, Alejandro G. E., 'Rini', está en prisión por el tiroteo registrado en la avenida de Palencia el 2 de febrero. El resto, a la espera de lo que ocurra este martes con el sospechoso del Barrio Belén, fueron puestos en libertad con cargos por disparar al aire con pistolas, metralletas o escopetas los días 27 y 31 de diciembre en Las Viudas y el 29 de Octubre. Nadie, por fortuna, resultó herido de bala.

Los hechos se produjeron sobre las 10:00 horas de este pasado domingo cuando unos vecinos del arrio Belén de Valladolid alertaron a los servicios de emergencias tras escuchar varios disparos dentro de un bar que habría efectuado este hombre para zanjar una discusión que mantenía con otro cliente.