¿Por qué arrasan estos vaqueros?

La 'instagramer' Marisa Ponciano, novia del portero del Athletic Iago Herrerín, eligió este modelo para dar un paseo por Castro Urdiales./
La 'instagramer' Marisa Ponciano, novia del portero del Athletic Iago Herrerín, eligió este modelo para dar un paseo por Castro Urdiales.

El modelo 'slouchy', que triunfa entre las 'influencers', estiliza los muslos y las caderas

El Norte
EL NORTEValladolid

Quién iba a pensar que en pleno agosto unos vaqueros largos iban a convertirse en la prenda estrella del verano. Así de imprevisible es la moda, sobre todo, desde que Instagram es un escaparate de tendencias casi equiparable al de las propias tiendas. A estas alturas, y a pesar de que el calor invita a comprar piezas más ligeras, no hay 'influencer' que no haya lucido ya el modelo 'slouchy' de Zara. ¿El motivo? Favorece a todas las figuras gracias a su silueta ligeramente globo en las caderas y los muslos.

Se trata de un modelo de tiro medio bajo, un poco bombacho y pensado para llevar con los bajos remangados. La primera en popularizarlos fue la 'influencer' Alexandra Pereira, conocida como Lovely Pepa, que los eligió para cruzar el paso de cebra más famoso y concurrido de Tokio, donde viajó con motivo de su luna de miel. Eso sí, la gallega tuvo que interrumpirla para compartir con sus seguidoras el modelo y la marca de sus pantalones ante el incesante aluvión de preguntas. Alexandra optó por una sencilla camiseta 'cropped' negra y unas sandalias planas del mismo color para completar su look.

Alexandra Pereira lució estos jeans durante su luna de miel en Tokio.
Alexandra Pereira lució estos jeans durante su luna de miel en Tokio.

Pero no hay que irse tan lejos para encontrar a otra incondicional de estos pantalones. La 'instagramer' Marisa Ponciano, novia del portero del Athletic Iago Herrerín, que ya dio una lección de estilo con el arquitectónico vestido de Alicia Rueda que lució en la boda de Óscar de Marcos, también se ha sumado a la fiebre de estos jeans. La madrileña los combinó con un top negro y unas deportivas Vans. Un look cómodo y a la última con el que salió a dar un paseo por Castro Urdiales.

Estos pantalones también admiten un buen taconazo.
Estos pantalones también admiten un buen taconazo.

Entre sus bondades, no hay que olvidar que la cintura media llega justo por debajo del ombligo, por lo que resulta perfecta para chicas con caderas anchas. Al contrario que los pantalones baggy u holgados, no hacen bolsas y, además, tienen dos pinzas en la parte frontal que afinan visualmente el contorno. Otro punto a su favor es su precio y variedad. Cuestan 29,95 euros y están disponibles en dos colores más: beis y verde agua. Motivos suficientes para que dos de las tallas ya estén agotadas en la web de la firma. 'Slouchy', quédate con su nombre, porque en otoño seguirán pegando fuerte y acabarán relegando definitivamente el pitillo al fondo del armario.