Las nuevas cámaras de tráfico permitirán que el Acueducto tenga videovigilancia

Arcos de del Acueducto en la zona de Pintor Montalvo y Día Sanz donde han detectado que cruzan algunos conductores./Antonio Tanarro
Arcos de del Acueducto en la zona de Pintor Montalvo y Día Sanz donde han detectado que cruzan algunos conductores. / Antonio Tanarro

El Ayuntamiento pretende aprobar en febrero la norma para preservar el monumento

Miguel Ángel López
MIGUEL ÁNGEL LÓPEZSegovia

Las cámaras de videovigilancia que acaba de instalar el Ayuntamiento de Segovia en la calle San Juan son, en realidad, para el control del tráfico y el acceso al recinto amurallado, con la misma finalidad que otras ya instaladas en otras zonas de la ciudad (como las de Cronista Lecea y Barrionuevo, que controla la Policía Local y leen las matrículas de los vehículos que entran en la Plaza Mayor) o las que van a ser instaladas en este primer semestre del año en otros sitios. Pero su función complementaria también contribuirá a la protección del Acueducto, al cumplimiento de la Ordenanza para preservar el monumento que la Concejalía de Patrimonio Histórico pretende llevar al pleno del mes de febrero, pues dos años después de que comenzara su redacción y tras un proceso de consulta previa ciudadana, la norma está prácticamente terminada.

La concejala Claudia de Santos, comenta que la ordenanza se ha retrasado por diversas circunstancias de tramitación y de personal en los distintos departamentos municipales, pero su intención es que los demás grupos hagan sus aportaciones en las reuniones previstas para las próximas semanas, antes de someterla a la aprobación del pleno en la sesión correspondiente a febrero. Ya manifestó hace varios meses, en mayo del año pasado, cuando pensaba que podría aprobar la norma en el pleno de aquel mes, que «por la trascendencia que tiene» pretendía que tuviera el mayor consenso posible. Y apunta que otros ayuntamientos están interesados en conocerla porque será la primera ordenanza específica para proteger un único monumento.

Las cámaras de San Juan tendrán el complemento de las que van a colocarse en la plaza de Día Sanz dentro de poco. Las de Cronista Lecea y Barrionuevo son cámaras OCR (reconocimiento óptico de carácteres), semejantes a las que se instalarán ena plaza de Día Sanz para identificar las matrículas de quienes se salten la prohibición de pasar por debajo de los arcos del Acueducto en esta zona, pues tanto la Policía Local como la Concejalía de Patrimonio han detectado (tras el aviso de los vecinos de la zona) a conductores que pasan por allí, motos la mayoría, pero también un pequeño turismo que lo hace con frecuencia y que, con pericia, consigue pasar entre el bolardo de granito y uno de los arcos. Hay, además, otros conductores que se suben a la acera y pasan bajo el arco contiguo.

Infracciones

Estas conductas y otras que detecten las cámaras de la plaza de Artillería (que van a ser repuestas en breve) podrán ser sancionadas con la nueva ordenanza, y es posible que además de las multas de tráfico puedan llevarse alguna sanción por las infracciones previstas en la ordenanza. En el borrador está previsto que quienes se suban al Acueducto para descansar, sentarse o posar para una fotografía (como ha ocurrido hasta ahora con frecuencia en la plaza de Día Sanz) y a veces en los arcos de la parte más elevada, en el Azoguejo y en la plaza de Artillería) incurrirán en una infracción leve, pero sancionable con hasta 750 euros.

Los equipos de Día Sanz y San Cebrián serán instalados en este primer semestre

Julio Rodríguez, intendente jefe de la Policía Local, comenta que en cuanto se reabra al tráfico en los dos sentidos la calle San Juan está prevista la reposición de la cámara que había en la rotonda de la plaza de Artillería, que se retiró cuando se hizo la obra para alejar los bolardos del Acueducto. Como todas las demás, están sujetas al control de la Policía Local, que hace un par de semanas estrenó dos nuevas cámaras OCR en los accesos al área industrial de Hontoria y cuenta con otros equipos en la farola de la estación de autobuses, las dos nuevas de San Juan, que comenzarán a funcionar cuando se reabra la calle. Las previstas en la plaza de Día Sanz serán instaladas en breve, y en los planes de la Concejalía de Tráfico y de la Policía Local entra la próxima colocación de una cámara en el arco de SanCebrián, así como en la glorieta del cruce de Ezequiel González, Santo Tomás y Conde Sepúlveda, y en la del final de esta avenida en la intersección con la de Obispo Quesada y José Zorrilla. Además, para el control de la carga y descarga el Ayuntamiento dispone de otras dos cámaras, una en cada extremo de la Calle real, en la Plaza Mayor y y en la del Azoguejo. Algunos de estos equipos ya están pedidos y su instalación está prevista en este primer semestre.

Si los propietarios de mascotas no retiran los excrementos de sus animales a los pies del monumento podrán ser sancionados con hasta 3.000 euros, como falta muy grave. Y esta calificación tendrán también las acciones para hacer pintadas, grafitis o rayar los sillares con objetos punzantes. Como graves, con sanciones de 750 a 1.500 euros, estarán tipificadas conductas como arrojar colillas o papeles a los arcos, introducir objetos en los huecos entre sillares o poner pegatinas, pancartas o carteles.

Mientras se produce la entrada en vigor de la norma, el poder sancionador está sujeto a la Ley de Patrimonio de Castilla y León y su reglamento, cuya competencia corresponde a la Junta de Castilla y León.