¿Cuánto cobra el alcalde de tu pueblo? De los 40.400 en Cantalejo a los 132 regidores sin sueldo

Alcaldes y concejales de la provincia en una reunión en la Diputación. /Antonio de Torre
Alcaldes y concejales de la provincia en una reunión en la Diputación. / Antonio de Torre

Una decena tienen dedicación exclusiva

ÁLVARO GÓMEZ Segovia

Si vuelven a encabezar las candidaturas de sus partidos para las elecciones de mayo será por vocación, no porque la política sea su medio de vida. Es el caso de al menos 132 alcaldes de la provincia –hay 209 municipios– a quienes a final de mes les llega únicamente la nómina de su trabajo particular. Son, sobre todo, los regidores de las localidades más pequeñas, donde hay menos vecinos y los consistorios disponen de presupuestos más humildes. «En Grajera no se puede tener dedicación exclusiva en la Alcaldía, yo tengo mi trabajo», explica Alba Barrio, alcaldesa de esta localidad de 233 habitantes. Le dedica al puesto unas dos horas diarias, tiempo que el jueves, por ejemplo, aprovechó para preparar el próximo pleno, en el que se abordarán las cuentas y balances generales.

El miércoles, sin embargo, las dos horas se le quedaron cortas al tener que desplazarse a Segovia –una hora de ida y otra de vuelta en coche– para presentar en la Diputación, junto a sus homólogas de Riaza yAyllón, un programa cultural conjunto para el próximo año. «Esto es totalmente vocacional. Algunos días me toca asistir a sitios o estar pendiente del teléfono, organizar actividades o alguna otra cosa, aunque la verdad es que no hace falta que esté 'in situ' en el Ayuntamiento», señala Barrio. Un administrativo acude al Consistorio de lunes a viernes y la secretaria interventora un par de veces por semana, «por lo que todo lo que es papeleo lo tienen solucionado entre ellas dos».

Mayor salario

Lo suyo es también vocacional, defiende el alcalde de Cantalejo, Máximo San Macario, que con un sueldo anual de 40.400 euros es el que más cobra –solo por detrás de la alcaldesa de la capital, Clara Luquero, que percibe 58.795 euros–, según los datos que hizo públicos hace unos días el Ministerio de Política Territorial y Función Pública y que abren el debate sobre gestión y retribución en los regidores.

«Dejé mi trabajo en el banco para dedicarme al cien por cien a la Alcaldía»

El alcalde de Cantalejo, Máximo San Macario, cobra 40.400 euros anuales, el mayor sueldo de la provincia por detrás del de Segovia capital, pero no percibe ninguna asignación más por gastos de representación o asistencia a plenos. Explica que dejó su trabajo en un banco para dedicarse «al cien por cien» a la alcaldía de Cantalejo. Defiende que todos los trabajadores públicos reciban una remuneración, eso sí, «con las cuentas muy claras».

«Estoy convencido de que el trabajo público tiene que estar remunerado», afirma el alcalde de Cantalejo, aunque puntualiza que tiene que ser «con las cuentas muy claras», porque «en parte, algunos problemas que ha habido de corrupción y de usos indebidos de fondos públicos han sido por la ausencia de esa transparencia». En su caso, dice que tuvo que dejar su anterior puesto en un banco para poder dedicar las 24 horas del día a ejercer de alcalde de este municipio con más de 3.500 vecinos censados. Entre Máximo San Macario y Alba Barrio hay 40.400 euros anuales de diferencia. Y también alrededor de cuatro millones de presupuesto en sus respectivos ayuntamientos (Grajera tenía el año pasado 243.140 euros y Cantalejo, 4.290.000). Los dos regidores ostentan el bastón de mando por vocación, pero en función del número de habitantes y de presupuesto se ejercen unas u otras funciones.

Dedicación es la palabra que repite el regidor mejor pagado de la provincia. «Yo puedo tener un sueldo mayor o menor, pero podría dedicarle a mi pueblo las ocho horas de rigor o estar trabajando, como es la realidad, las 24 horas del día», señala. De hecho, el precio de la hora extraordinaria de un alcalde, recalca San Macario, es de los más bajos de la plantilla de unAyuntamiento, «pues oscila entre los cincuenta céntimos y el euro».Una cantidad que considera casi insignificante para un trabajo que «requiere estar pegado al teléfono» incluso en días festivos, como el pasado viernes. San Macario aclara que en la última subida de sueldo que hubo en el Ayuntamiento le correspondió el mismo porcentaje que al resto de funcionarios, a pesar de que «podría haber sido más elevado si hubiera querido».

Responsabilidad

«Si para dar de comer a cien personas se tarda una hora, para dar de comer a doscientas seguramente se tarda más», resume San Macario, quien valora «el esfuerzo encomiable de todos mis compañeros de otros pueblos», pero subraya «la mayor responsabilidad y dedicación» que requiere una localidad de más de 3.500 habitantes. En términos generales, las primeras posiciones en el 'ranking' de honorarios encajan con los ayuntamientos más poblados, aunque las cuantías no son proporcionales a la población. Al sueldo del regidor de Cantalejo le siguen los de José Luis Vázquez (cobra 39.390 euros) y Andrea Rico (38.764), que están al frente de los municipios del Real Sitio de San Ildefonso, con alrededor de 5.300 vecinos, y Riaza, con algo más de 2.100. Alicia Palomo, alcaldesa de El Espinar, municipio con más de 9.100 vecinos, percibe 32.764 euros.

«El dinero que pudiera cobrar se puede destinar a proyectos del pueblo»

Más de la mitad de los alcaldes de la provincia, al menos 132, no tienen asignado un sueldo por su puesto en el Ayuntamiento. Es el caso de Alba Barrio, regidora de Grajera, quien señala que podría reducir el 25% de la jornada en su otro empleo y que el Ayuntamiento lo cubriera, pero «se puede destinar a otros proyectos del pueblo que al final interesan más».

Entre los alcaldes de los 209 municipios de la provincia, al menos medio centenar perciben alguna remuneración. La más baja es la del alcalde de Vallelado, Ángel del Ser, quien percibe 2.786 euros anuales por su dedicación parcial. Más del 60% de los regidores no tiene asignado ningún tipo de percepción de las arcas públicas. De los que solo tienen asignación por asistencia a plenos, el que menos percibe es el alcalde de Casla, Juan García Cristóbal, con solo cien euros al año. En el otro extremo está el alcalde de Palazuelos, Jesús Nieto, que declara 9.542 euros en concepto de 'asistencias'. En el informe quedan fuera 25 municipios al no haber facilitado la información.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos