El cine chino convierte a Segovia en Pamplona durante tres días

Rodaje de la película china en la Plaza Mayor./Antonio Tanarro
Rodaje de la película china en la Plaza Mayor. / Antonio Tanarro

La Plaza Mayor acoge desde este lunes el rodaje de la segunda parte de la producción 'Line Walker'

El Norte
EL NORTESegovia

La imagen de la Plaza Mayor de Segovia ha cambiado este lunes de forma radical para asombro y curiosidad de decenas de viandantes que asistieron al rodaje de la producción china 'Line Walker. Operation Midnight Shadow', con puestos callejeros, incluida una churrería, banderines, varios gigantones y decenas de extras vestidos de blanco con el pañuelo rojo al cuello. Segovia se convierte durante tres días en la Pamplona de lo sanfermines, en este film que también se rueda en la capital navarra, en la ciudad de Tafalla, Madrid y en Hong Kong.

La productora española Babieka Films coordinará el rodaje, hasta el miércoles, en la plaza mayor y la cercana calle Escuderos, de varias secuencias de 'Line Walker 2. Operation Midnight Shadow', producida por Virgina Lok y Andrew Lau de la compañía 'Shaw Brothers Hong Kong', bajo la dirección de Jazz Boon y Chin Ka Lok y protagonizada por Koo Tin Lok, Cheung Ka Fai Nick y Jiang Peiyao que son auténticas estrellas de cine en su país. La fama y popularidad de Koo Tin Lok se puede comparar con la de Brad Pitt en Estados Unidos.

'Line Walker' es un largometraje de acción que centra su trama en China y en España, con escenas en las que se utilizan disparos de fogueo, impacto de bala ficticios, vehículos de acción, así como «puestos de comida, gigantes y cabezudos y unos 150 figurantes españoles a diario», según informó el productor ejecutivo de Babieka Producciones, Salvador Yagüe, que también remarcó el rodaje en la plaza mayor de Segovia afecta a toda la zona pero se concentra fundamentalmente en las terrazas de cuatro establecimientos hosteleros.

La producción cinematográfica 'Line Walker. Operatión Midnight Shadow' ha desplazado a Segovia unas 350 personas entre equipo chino y español de los apartados técnicos y artísticos, con una estimación de gasto en la ciudad de unos 270.000 euros y la contratación de unas 500 personas locales entre figurantes, auxiliares de producción, de localizaciones y refuerzos en vestuario, maquillaje, vigilancia o peones.

La portavoz de Babieka Producciones, Marta Ferrer, desplazada al rodaje segoviano, señaló en declaraciones a Ical que las primeras horas transcurrieron con absoluta normalidad y agradeció la colaboración de los ciudadanos, atendiendo las indicaciones para no interferir en el rodaje, y a los agentes de la Policía Local.

El rodaje de este film chino arrancó hace una semana en Tafalla (Navarra), donde se rodaron varias persecuciones y enfrentamientos entre bandas que se acabaron colando en un encierro de los sanfermines.