La Audiencia reanuda hoy el juicio de las prejubilaciones de Caja Segovia

Atilano Soto conversa con Manuel Agudíez (izquierda), durante la primera sesión del juicio. /Antonio Tanarro
Atilano Soto conversa con Manuel Agudíez (izquierda), durante la primera sesión del juicio. / Antonio Tanarro

Las defensas de los encausados insistirán ante el tribunal que actuaron según la legislación y que la entidad era solvente

EL NORTESegovia

El proceso que juzga si hubo o no administración desleal y apropiación indebida por parte de antiguos altos cargos de Caja Segovia entra hoy en su fase definitiva. A partir de las 9:30 horas, seis miembros de la cúpula de la extinta entidad se sentarán en el banquillo de los acusados y las representaciones legales tomarán posesión de los estrados habilitados que normalmente son usados por el jurado popular. Además, cabe recordar que hay otros siete antiguos altos cargos encausados por una supuesta responsabilidad civil a título lucrativo que no tienen la obligación de sentarse con los encausados.

Ni las acusaciones ni las defensas dejan entrever posibles novedades en el procedimiento, después de que el pasado 22 de enero se celebrara la vista preliminar en la que las partes expusieron sus cuestiones previas. Una semana después, el tribunal desestimó las peticiones de sobreseimiento por parte de los abogados de los encausados y de la propia Fiscalía. En dicho auto, los magistrados avalaban la legitimidad de la Fundación Caja Segovia para ejercer la acusación particular por ser víctima directa del supuesto perjuicio económico que trajo consigo el plan de prejubilaciones aprobado por el consejo de la entidad justo antes de la fusión con Caja Madrid en el entramado financiero que a la postre constituyó Bankia.

Esa decisión del tribunal da lugar, pues, a la reanudación del juicio, que se retomará hoy con las declaraciones de los exaltos cargos de Caja Segovia acusados de los supuestos delitos de apropiación indebida y administración desleal, según ha apuntado el penalista Luis Rodríguez Ramos, quien defiende en el proceso los intereses del que fuera director general de la entidad, Manuel Escribano, así como de Antonio Tapias, antiguo secretario general.

Junto a ellos se sientan en el banquillo el expresidente del consejo de administración, Atilano Soto; el que era vicepresidente primero, Manuel Agudíez; la exvicepresidenta segunda, Elena García Gil, así como el subdirector de Medios por aquel entonces, Enrique Quintanilla. Como participantes a título lucrativo en los presuntos delitos están encausados Miguel Ángel Sánchez Plaza, exdirector adjunto; Óscar Varas, exdirector de riesgos; Juan Antonio Folgado, exdirector de planificación; Malaquías del Pozo, exjefe de comunicación, y Juan Bautista Magaña, exdirector de marketing de la entidad de ahorros.

Horas antes de que se reanude el juicio oral, Rodríguez Ramos hace hincapié en que al final del proceso se demostrará que la excúpula de Caja Segovia «actuó conforme a la legislación y a Derecho». Piensa que la resolución que rechazó el 'carpetazo' era esperable ya que el tribunal prefiere «hacer las cosas bien y celebrar el juicio». Asimismo, el abogado persevera en el argumento de que la entidad de ahorros «era supersolvente»cuando se aprobaron las prejubilaciones, valoradas en más de 17 millones de euros, que se repartieron varios de los altos cargos ahora enjuiciados.

 

Fotos

Vídeos