FÚTBOL - Segunda B

Preocupante empate de Unionistas en casa ante el Tudelano (1-1)

Carlos de la Nava, en el suelo, en una acción del partido ante el Tudelano. /María Serna
Carlos de la Nava, en el suelo, en una acción del partido ante el Tudelano. / María Serna

El equipo de Aguirre ofrece la peor imagen de lo que va de temporada en casa y seguirá en descenso una jornada más ante un rival que mereció más

Juanjo González
JUANJO GONZÁLEZSalamanca

Preocupante empate de Unionistas de Salamanca. El equipo salmantino no ha podido pasar del empate en Las Pistas ante el CD Tudelano (1-1) en Las Pistas en un partido en el que los de Roberto Aguirre -que cumplía 500 partidos de Liga regular en la categoría- ofrecieron la peor imagen de lo que va de temporada y que hicieron escasos méritos para empatar ante un rival que tuvo ocasiones en el inicio de la segunda parte para llevarse los tres puntos.

Con este empate Unionistas seguirá una jornada más en descenso tras sumar solo dos puntos de los últimos doce en juego y de haber ganado solo un encuentro en lo que va de temporada. El equipo charro no pudo en ningún momento con un Tudelano -que llegó en sus filas con dos ex de la UDS como Mikel Pagola y David Lázaro, que anotó el último gol del extinto club- de menos a más que terminó plantándose en el área de un nervioso Brais en la segunda parte casi cada vez que pasaba de la medular ante un Unionistas con escasez de ideas y propuesta ofensiva. Y es que perdiendo en casa, Aguirre solo hizo un cambio en Las Pistas para ir a por el partido porque solo tenía un jugador ofensivo en la convocatoria (Garrido).

Unionistas se plantaba en el partido con la necesidad de sumar sí o sí tras las dos derrotas seguidas ante la Cultural Leonesa (1-2) y el Salamanca CF UDS, ambas salpicadas por las polémicas decisiones arbitrales que tanto perjudicaron a los de Roberto Aguirre, un técnico que esta tarde cumplía nada menos que 500 encuentros oficiales como entrenador en la Liga regular en Segunda B. Roberto Aguirre presentó dos novedades con respecto al once del derbi con los regresos al equipo de Zubiri al centro de la zaga por Pedro López y de Carlos de la Nava por el lesionado Álvaro Romero, mientras que Matthieu se mantuvo en la medular por la izquierda junto a Portilla y Ribelles.

La primera parte ya dejó bastante que desear en cuanto a juego y entretenimiento. Sin apenas ocasiones y marcada por el viento, Unionistas trató de llevar el mando, un dominio infructuoso porque las acciones morían en la zona de tres cuartos. Con Matthieu tirado hacia la izquierda, la profundidad en el juego solo llegaba por la banda de Javi Navas y esa solo llegó a partir de la media hora de juego. Además, Carlos de la Nava, recién salido de una lesión muscular, le costó meterse en el partido.

Ni Unionistas ni Tudelano pasaron apenas apuros en una primera media hora de juego plana y repleta de juego horizontal y previble. Solo Piojo rompió esa monotonía en el minuto 8 cuando el capitán dobló a por la banda derecha y su potente chut de media volea lo desvía con problemas el meta a córner a una mano.

El ritmo se incrementó a partir del minuto 29 cuando Unionistas comenzó a encontrar por fin a Javi Navas. Primero probó fortuna Góngora desde fuera del área, cuando el esférico se le complicó a Pagola con el viento y el meta lo detuvo en dos tiempos. Y casi seguido, en el 32 llegó el primer gran centro de Javi Navas del partido desde la derecha al que no llegó por muy poco Grande en boca de gol para empujar a la red; y en el 33, otro centro del abulense lo remató entonces Carlos de la Nava y el meta de Tudelano lo frenó con los pies haciendo la estatua de rodillas.

Si este fue el escaso bagaje de Unionistas, el del Tudelano fue mucho menor con apenas algún disparo alto desde fuera del área con Brais sin tener que intervenir.

Al larguero el Tudelano

Lejos de cambiar en el incio de la segunda parte, el ritmo cansino del encuentro se mantuvo en el inicio de la segunda parte con los dos equipos más pendientes de no fallar que de crear. Pero el primero en fallar fue Unionistas en un córner del Tudelano en el 54 que Iñaki, de forma sorprente, remató en solitario desde la frontal para hacer temblar el larguero y a toda la grada loca. Solo cinco minutos después el que perdonó el tanto fue el delantero Obi en boca de gol. El equipo de Aguirre estaba descosido porque cada vez que robaba en la medular el equipo navarro se presentaba con suma facilidad en las inmediaciones de Brais generando mucho peligro. De hecho en el 64 llegó lo que todos los aficionados estaban viendo, el tanto del Tudelano. Disparo de Zabaleta que se cuela dentro con Brais pudieron hacer algo más para evitarlo.

Unionistas estaba muerto en ese momento. Sin ideas y con el Tudelano jugando de forma constante en la zona de tres cuartos sin agobios.

El míster asturiano comenzó a mover el banquillo con Garrido por Portilla. Parecía todo perdido hasta que Grande peleó hasta al extenuación un córner que le acabó dando el empate a Unionistas de la única forma que podía llegar: a balón parado. Ayoze se levantó entre todos los jugadores del área para hacer el 1-1. Incluso tras sacar el balón de centro el Tudelano Garrido tuvo el 2-1 con un disparo desde la frontal que se fue alto por poco.

También pudo llegar el 2-1 en la primera buena triangulación de Unionistas en el partido, fue en el 83 cuando Grande abrió para Navas y al centro del abulense no llegó por muy poco Carlos de la Nava lanzándose en plancha. Pero de ahí al final nada más. Mucho corazón y pocos argumentos para un Unionistas que ofreció una imagen muy pobre ante un Tudelano que pudo llevarse los tres puntos de Las Pistas.