Real Valladolid

Primera derrota del Pucela

Vukcevic agarra por el cuello a Guardiola. /LOF
Vukcevic agarra por el cuello a Guardiola. / LOF

Sergio León, en el minuto 82, y Morales, en la prolongación acabaron con las ilusiones blanquivioletas

Miguel Ángel Pindado
MIGUEL ÁNGEL PINDADOValladolid

El Pucela solo pudo aguantar otros 82 minutos su carácter de invicto en esta temporada. Sergio León aprovechó un rebote y puso en ventaja al conjunto levantino, que después Morales remachó en la prolongación. El Real Valladolid disfrutó de varias ocasiones claras a lo largo del partido pero no supo aprovecharlas en esta ocasión y cuando todo parecía indicar que el marcador del Ciutat de Valencia no se movería, un rebote dio al traste con las ilusiones blanquivioletas. Y eso que el VAR anuló un penalti para los levantino y un gol a los blanquivioletas. Los de Sergio volvieron a demostrar que tienen mimbres para elaborar un buen fútbol, pero lo hacen de manera muy intermitente, con esporádicas salidas y con muchos momentos de agobio defensivo, cuando el equipo se echa atrás. Tras una primera parte solvente, en la reanudación fue el Levante el que llevó siempre la iniciativa, con algunas pinceladas de peligro de los blanquivioletas. Al final, la paciencia de los levantinos tuvo el premio de la victoria.

2 Levante

Aitor Fernández; Vezo, Postigo, Clerc, Miramón, Vukcevic, Campaña, Rochina 8Cabacco, min. 88), Mayoral (Bardhi,min. 77), Morales y Roger Martí (Sergio León, min. 63).

0 Real Valladolid

Jordi Masip; Pedro Porro, Kiko Olivas, Salisu, Nacho (Miguel, min. 89), Fede San Emeterio, Míchel Herrero (Anuar, min. 84), Plano, Waldo (Toni. min. 70), Enes Ünal y Sergi Guardiola

Goles:
1-0. MIn. 82: Sergio León. 2-0. MIn. 93: Morales
Árbitro:
Adrián Cordero Vega. Amonestó a Míchel, Guardiola y a Vuckevic y Postigo.
Incidencias:
Estadio Ciutat de Valencia, ante

Comenzó el encuentro con un Real Valladolid muy bien asentado sobre el terreno de juego, con un Waldo muy activo en su banda, de donde llegaron las mejores ocasiones blanquivioletas. En los primeros minutos en los que ambos conjuntos mostraron muchas precauciones, si bien el Levante dejaba sacar el balón al Pucela, mientras los de Sergio presionaban en el área levantina y provocaban que los de Paco López tuviesen que rifar el balón.

Así, llegó muy pronto la primera ocasión del partido para los blanquivioletas aunque Waldo no llegó a un buen centro. El Pucela tenía el balón y mandaba en el campo, haciendo buenas triangulaciones en el centro del campo y aproximándose a los dominios de Aitor Fernández. Pero cuando mejor estaba el Pucela, una jugada absurda infantil de Salisu provocó un penalti sobre Morales. Afortunadamente el VAR corrigió la acción por un fuera de juego anterior que había solicitado la defensa blanquivioleta. Pese a la anulación del penalti, el Pucela pareció acusar esa acción porque a partir de ahí el Levante se volvió dominador y se volcó sobre la portería de Masip, aunque con más incertidumbre que ocasiones claras.

Antes del parón para hidratarse, Guardiola dispuso de la mejor ocasión al rematar de volea con la izquierda un excelente centro de Porro, pero el balón salió demasiado alto. Tras el receso, el Pucela casi desapareció del terreno de juego salvo en un tresjugadas aisladas. Guardiola anotó un gol que el VAR se encargó también de anular por fuera de juego, y el Levante comenzó a acosar el portal de Masip constantemente con centro de uno y otro lado que sus delanteros no alcanzaban a rematar. El Pucela, pese a defender casi con los once hombres en un tercio de campo, se veía incapaz de controlar el juego levantino y solo el escaso acierto de los granotas impidió que el marcador se moviese.

Y en estos últimos minutos Ünal, en la mejor jugada del partido entre Waldo y Nacho, envió fuera un balón que se veía dentro. Fue una ocasión de oro y hubiera sido el marchamo a una gran jugada blanquivioleta, aunque enseguida respondió el Levante con otra gran acción de Rochina, que Mayoral no supo enviar a las redes.

Cuando se cumplía el final de la primera mitad, y con el Pucela pidiendo la hora, Waldo volvió a probar fortuna aunque su disparo lejano se marchó lejos del portal de Aitor Fernández.

Tras el descanso, el Levante salió dominador y se adueño del balón y del campo. El Pucela se defendía con orden, pero cada minuto que pasaba lo hacía un metro más hacia atrás, acercándose cada vez más a los dominios de Masip. A pesar del aparente control del partido por parte de los granotas, era el Pucela el que llevaba más peligro en sus cortos y esporádicos ataques. Guardiola, Waldo y Ünal, este último de falta directa, estuvieron a punto de marcar, pero unas veces Aitor Fernández y otras veces la mala puntería evitaron el gol. Mientras el Pucela ponía en apuros al guardameta levantino, los valencianos apenas daban problemas a Masip, ya que tampoco sus escasos remates encontraban el marco blanquivioleta.

La entrada de Toni, que debutaba esta temporada, reactivó la banda izquierda y una jugada del canterano estuvo a punto de acabar en gol, pero Aitor Fernández, una vez más, desbarató el peligro. Parecía que el partido se encaminaba al empate, cuando un rebote de la defensa blanquivioleta dejó el balón franco a Sergio León, quien remató a placer en el área pequeña y anotó el primer tanto del partido. Era un jarro de agua fría para el esfuerzo del Pucela. Sergio quemó sus naves dando entrada a Miguel por Nacho y por esa misma banda llegó la jugada del segundo, en la prolongación que sentenció la derrota blanquivioleta.