Alejandro Galán y Mati Díaz ganan en Valladolid su primera prueba del World Padel Tour

Los ganadores. /Henar Sastre
Los ganadores. / Henar Sastre

Se deshicieron de la segunda dupla del ranking mundial con un marcador de 5-7, 6-3 y 3-6

J. A. Pardal
J. A. PARDAL

El Valladolid Open 2018 demostró ayer hasta el final que en esta edición el ranking de sus jugadores no importaba demasiado. Si en octavos de final cayó la mejor dupla del mundo (Belasteguín-Lima), hoy le tocó el turno a la que le sigue en la clasificación y que forman Maxi Sánchez y Sanyo Gutiérrez.

Sus verdugos fueron unos excelsos Mati Díaz y Alejandro Galán (quintos del mundo), que demostraron que pese a que este es su primer año juntos en el circuito del World Padel Tour, van a dar mucha guerra hasta el final del curso.

Ganaron el primer set por 7-5 pero no pudieron hacer lo mismo en el segundo, en el que Maxi y Sanyo mostraron su mejor cara a partir de sexto juego, donde rompieron el saque a Galán después de cuatro pelotas de break. A partir de ahí, la segunda dupla del mundo dominó el set y parecía haber recuperado las sensaciones del día anterior, cuando arrollaron en la semifinal (6-3).

No fue así en el tercer y definitivo set, en el que un Álex Galán estelar en la red se encargó de rematar el trabajo desarrollado por Mati Díaz en el fondo, que fue capaz de devolverlo todo. La pareja a la postre campeona rompió el saque a sus rivales ya en el segundo juego y se puso 0-3 en los primeros compases del último parcial.

Pese a las dudas, supieron mantener la ventaja y no ceder ningún saque, aunque no les fue fácil, especialmente a la hora de ganar su último punto de la final. Maxi y Sanyo buscaron a Galán, que había fallado dos globos consecutivos y le tiraron hasta cinco pelotas altas más. Era la baza que tenían que jugar, pero su rival no flaqueó, supo reponerse a sus fallos y desde el saque rematar un partido que siempre recordará (3-6), el de su primer título del circuito.

 

Fotos

Vídeos