https://static.elnortedecastilla.es/www/menu/img/degustacastillayleon-castillayleondevinos-desktop.png

Miranda de Ebro se reivindica como punto de encuentro de zonas vitivinícolas de calidad

Casetas de las bodegas en el Parque Antonio Machado de Miranda de Ebro. /SCRIBO
Casetas de las bodegas en el Parque Antonio Machado de Miranda de Ebro. / SCRIBO

La música y la gastronomía han complementado este primer encuentro en torno a la cultura del vino en el Wine Festival

EL NORTEValladolid

La primera edición del Miranda Wine Festival ha logrado que Miranda de Ebro se reivindique como punto de encuentro de las más prestigiosas denominaciones de origen vitivinícolas del país. Este potencial enoturístico viene avalado por su cercanía a importantes zonas de calidad. No en vano, se encuentra a escasos kilómetros de Rioja y, como localidad castellano y leonesa, forma parte de la comunidad autónoma con más denominaciones de origen del país, como ha recordado en la inauguración del festival Cristina Alonso, de Rutas de Vino, coorganizadora de esta iniciativa junto con la Asociación de Amigos de Rafael Izquierdo, responsables de Ebrovisión.

Una veintena de bodegas han representado a las denominaciones de Rioja, Ribera del Duero, Toro, Vinos de Madrid, Málaga y Sierra de Málaga. También ha habido presencia internacional con una elaboradora de la zona de riesling alemana y, por supuesto, del chacolí del Término de Miranda.

Los asistentes al Miranda Wine Festival han podido degustar vinos de seis conocidas bodegas de La Rioja: Izadi, Puelles, Tarón, Pretium, Perica y Equiluz; de tres elaboradoras de Ribera del Duero (Vitulia, Territorio Luthier y Neo) y una interesante representación de pequeños viticultores de esta zona de calidad presentados por la vinoteca Bodega Don Carlos.

Asimismo se han disfrutado los vinos de unas pequeña pero prestigiosa bodega de Madrid, Solera, o de varias bodegas de la provincia de Málaga (Chinchilla, Excelencia, Málaga Virgen) así como vinos de las dos DO de esa provincia o la marca Vetus en la DO de Toro. En blancos, junto al chacolí local han destacado los riesling de las laderas del Rhin, poniendo el toque internacional al festival.

Arriba, El Coro Los Veteranos. Abajo, a la izquierda la cata que dirigió Juan Carlos Sancha, y a la derecha, Chus Madrazo. / SCRIBO

Además de las casetas, las dos magistrales catas impartidas por Juan Carlos Sancha y Chus Madrazo han atraído a los aficionados al vino. Sancha ha realizado un interesante recorrido sobre la variedad garnacha ofreciendo a los asistentes la cata de vinos de viñedos singulares de distintas regiones (Gredos, Francia, Rioja) y en primicia un vino elaborado con sus alumnos de la Universidad de uvas de un viñedo singular de 112 años.

Madrazo se ha centrado en variedades foráneas, como cabernet, sauvignon, petit noir, petit verdot, algunas de ellas elaboradas en España con excelentes resultados.

La parte festiva ha llegado de la mano de grupos musicales, el Coro de Los Veteranos, que se han sumado a la iniciativa en su 50 aniversario, y The Off-Beat Roots por la mañana. La tarde se ha dedicado al público familiar con Little Niño y la estrella del día, The Limboos con su rythm&blues, que ha paseado por media europa, para cerrar la jornada con el dj Dr. Risi.