Huelga en Leche Celta por no llegar a acuerdo con la dirección

El comité de empresa de Leche Celta anuncia paros de cuatro horas./Paula Velasco
El comité de empresa de Leche Celta anuncia paros de cuatro horas. / Paula Velasco

Los parones comenzarán en Ávila el lunes, en turnos de dos horas, y también tendrán lugar en las fábricas de Santander y Lugo

PAULA VELASCO

Los trabajadores de la empresa Leche Celta en Ávila comenzarán este lunes una huelga en la que realizarán cuatro horas de parada laboral, en turnos de dos horas. El objetivo principal que buscan es poder llegar a un acuerdo con la dirección de la empresa, en el que se plasme un incremento de salario igual al que se ha acordado con los trabajadores de la fábrica de Pontedeume (Coruña).

«La negociación está estancada», ha asegurado hoy en rueda de prensa secretario general de la Federación de Industria, Construcción y Agro (FICA), José Ramón Muñoz, ya que tras varias reuniones mantenidas con la dirección, esta ha «puesto encima de la mesa una propuesta que es insuficiente».

Leche Celta cuenta con cuatro empresas en España: la planta de Pontedeume (Coruña), la de Meira (Lugo), otra en Meruelo (Santander) y la situada en Ávila. Todas se han regido por un convenio estatal hasta que el año pasado, según han explicado los miembros del comité de empresa, la planta de Pontedeume negoció un convenio propio con la dirección, en el que se incluían «mejoras sustanciales», que han supuesto una «diferencia en el salario base» con respecto al resto de plantas de una media de un 6% de diferencia.

Ante esto, el comité de empresa abulense solicitó la apertura de negociaciones y se encontró con que la «empresa no está dispuesta bajo ningún concepto a acercarse a estas cantidades», han asegurado. Consideran que las soluciones que ofreció la dirección en un primer momento eran «insuficientes», y en una segunda ocasión «inaceptables», ya que «algunas propuestas ni siquiera incluían a toda la plantilla». El comité asegura que la dirección ha realizado propuestas para las tres plantas fuera de La Coruña que distan mucho de los acuerdos logrados en Pontedeume, con un incremento salarial «muy por debajo» también del allí acordado.

Tras la negativa de la dirección a llegar a un acuerdo con las condiciones de igualdad que solicitan los trabajadores, se convocó una asamblea informativa con los empelados donde se les explicó la situación. Tras ello, se decidió mediar a través del Servicio Regional de Relaciones Laborales (SERLA), sin fruto alguno. Tras dar todos estos pasos, los trabajadores han anunciado paros laborales de cuatro horas el lunes 19 de marzo que, si no aportan ninguna novedad, se repetirán en próximos días.

Según han explicado los miembros del comité de empresa, las plantas en Santander y Lugo también tendrían previsto realizar parones para solicitar este aumento salarial.

La empresa abulense de Leche Celta cuenta con sesenta y cinco trabajadores y cuatro líneas de producción; la mitad que la de Pontedeume y la mitad de empleados. Pero desde el comité aseguran que el trabajo es el mismo y «no puede haber trabajadores de primera y de segunda».

Por último, han asegurado, ya «va siendo hora de que los salarios, no solo en Leche Celta, sino en todos los centros de trabajo en Ávila», tienen que recuperar las pérdidas económicas y sociales que se han perdido años atrás.

Temas

Ávila

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos