Remodelación del Gobierno Municipal de Simancas tras la dejación de funciones del concejal de Hacienda

Los cambios afectan a todas las concejalías excepto la de urbanismo

JAVIER HERNANDOSIMANCAS (VALLADOLID)
Los ocho ediles del PP durante la celebración de un pleno en el ayuntamiento de Simancas/Javier Hernando/
Los ocho ediles del PP durante la celebración de un pleno en el ayuntamiento de Simancas/Javier Hernando

En la mañana de este viernes se han hecho oficiales los cambios en el equipo de gobierno que rige los destinos del ayuntamiento de Simancas, tras el abandono de los cargos que hasta el pasado 19 de enero ostentaba el concejal del PP, José Fernández Rodríguez. El propio alcalde de la localidad, Miguel Rodríguez Ramón, asumirá la portavocía del Partido Popular y los departamentos de Hacienda y Personal. Ana Parras Miguel dejará de desempeñar el área de la Mujer y Acción Social, y permanecerá en el de Festejos. Ángel Martín Villota cesa en Cultura y a partir de ahora llevará Comunicación y Educación. La que fuera número dos en la candidatura del PP en las pasadas elecciones municipales y que no tenía asignada ninguna función en el equipo de gobierno, Cristina Santiago Alejos, liderará la concejalía de Acción Social, en la que se integra el área de la Mujer. Alberto Barrera del Barrio, hasta ahora responsable de Turismo y Deportes, aglutina Cultura. Isabel Zurro Muñoz seguirá con Urbanismo y Medio Ambiente; mientras Zuriñe Álvarez Marcos cede Comunicación y se queda tan solo con Juventud.

Con la anunciada remodelación, la concejalía de Cultura se divide en dos: por un lado Educación, que deberá gestionar la Escuela de Música, la Escuela de Idiomas, la Guardería Municipal y la Biblioteca; y por otro Cultura que se encargará tras la reestructuración a promover toda la oferta cultural de la Villa.

El nuevo reparto de responsabilidades en el consistorio simanquino, se ha precipitado por la determinación tomada el 19 de enero de este año por el concejal del Partido Popular, José Fernández, que anunció el abandono de todos los cargos que le unían al equipo de gobierno, además del sueldo de 40.000 euros, aunque seguirá como concejal 'sin cartera'. Entonces justificó su decisión con las siguientes palabras: "Resulta inmoral y un fraude a los vecinos de Simancas, que no teniendo delegadas competencias en el área de Hacienda y Personal, y por tanto, de asunción de responsabilidades, se pueda justificar una retribución económica".

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos