Jesús Ramiro se inspira en una obra de Carmen y Gervasio Posadas

Ñoquis, langostinos y solomillo centran las páginas de 'Hoy caviar, mañana sardinas', un recuerdo gastronómico y vital de los hermanos

EUROPA PRESSVALLADOLID
Jesús Ramiro se inspira en una obra de Carmen y Gervasio Posadas

El chef Jesús Ramiro se inspiró en la obra 'Hoy caviar, mañana sardinas', un recuerdo gastronómico y vital de los hermanos Carmen y Gervasio Posadas, para poner en marcha las I Jornada 'Zarabanda' de Gastronomía y Literatura.

Esta iniciativa, con vocación de continuidad en el futuro y de vinculación a la Feria del Libro de Valladolid, parte del deseo del chef de unir las dos disciplinas y fue presentada hoy en su restaurante, ubicado en el Centro Cultural Miguel Delibes de Valladolid, en un almuerzo al que acudieron los hermanos Posadas .

'Hoy caviar, mañana sardinas' es, según Carmen Posadas , el libro que su madre siempre aseguró que escribiría pero nunca culminó y relata los periplos y anécdotas de la familia, que en su condición diplomática vivió en Buenos Aires, Madrid, Londres y Moscú, a través de los platos que la representación oficial de Uruguay en todos esos países ofrecía a sus comensales.

Entre los platos 'estrella' de la obra figuran los ñoquis, que según la tradición uruguaya se comen cada día 29 del mes para tener suerte; la falsa langosta --rape con pimentón-- o el oso 'strogonoff', plato servido en la boda de Carmen Posadas en Moscú, que Ramiro ha reconvertido en huevo con caviar sobre una cama de cebolla; ñoquis con salsa de albahaca y espuma; langostinos al curry según la receta de la cocinera de Luis y Sara, los padres de los autores, y solomillo 'strogonoff'.

Un postre de chocolate 'Diez Negritos', versión 'Zarabanda' de la obra de Agatha Christie, ponen la guinda a un menú con caviar y sin sardina con el que el chef inaugura una iniciativa nacida en el seno de la 43 edición de la Feria del Libro y que responde a su deseo de apoyar la cultura a través, en esta ocasión, de una obra cuyo título refleja la riqueza y la pobreza representadas a través del caviar y la sardina, elemento este último "más creativo" y pedagógico que el caviar. VIDA DIPLOMATICA

La vida de los diplomáticos, según Gervasio y Carmen Posadas , es "como un teatro" en el que la propia existencia se desarrolla en la tramoya pese a que el escaparate obliga, en ocasiones, a mostrar lo que no es por cuestiones presupuestarias --es decir, servir rape con pimentón en vez de langosta-- o incluso a psar, de un día para otro, del caviar a las sardinas.

Sara Mañé, más conocida como 'Bimba', es la madre de los autores y compensaba la ausencia de aptitudes en la cocina con una buena disposición organizadora y con la maestría de "hacer de la escasez virtud", razón por la que en el banquete de boda de Carmen se comió oso, animal muy abundante en la época en la actual Rusia.

Distribuido en tres etapas --el tardofranquismo, la época de la Unión Soviética de Breznev y la de la primera Lady Di en Reino Unido--, el libro recoge otras recetas como la de los huevos del Suazo de Valladolid y anécdotas como la protagonizada por el Conde de los Andes, quien quedó encantado con una falsa langosta pero, por el contrario, criticó duramente unos pollitos rellenos que, por un problema de última hora, fueron adquiridos en el Jockey.

"Cuando eres un país pequeño tienes que destacar por algo y mi madre lo hacía por dar muy bien de comer", aseguró Gervasio, quien tras la degustación del menú, al igual que Carmen , ensalzó sus bondades por encima, incluso, de la receta original.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos