Desvalijan tres pisos de Valladolid trepando por los tendederos en una sola mañana

Bloque de la calle Doctor Villacián del barrio vallisoletano de Parquesol donde se produjeron dos robos./El Norte
Bloque de la calle Doctor Villacián del barrio vallisoletano de Parquesol donde se produjeron dos robos. / El Norte

Los ladrones, que se llevaron joyas y dinero, accedieron el sábado a dos viviendas de Parquesol y a un ático de Parque Alameda

J. Sanz
J. SANZ

Los vecinos de dos bloques de viviendas de Parquesol y Parque Alameda se toparon a lo largo de la mañana del pasado sábado con tres casas desvalijadas después de acceder a ellas con normalidad sin observar «nada extraño» en las puertas. Después descubrirían que los asaltantes habían logrado acceder a dos de ellas, situadas en un inmueble de la calle Doctor Villacián, trepando por el hueco de los tendederos y reventando sendas ventanas; mientras que al tercer domicilio, situado en un ático en la esquina de calle Vega Sicilia con el Paseo de Zorrilla, habían entrado descolgándose por el tejado después de acceder también a un tendedero comunitario situado en la cubierta. Los autores huyeron con pequeñas cantidades de dinero y algunas joyas en ausencia de los inquilinos, según confirmaron ayer las víctimas.

Los hechos, en el caso de las dos viviendas del primer piso del número 10 de la calle Doctor Villacián, ocurrieron en algún momento entre la madrugada del viernes y la mañana del sábado. Los autores forzaron inicialmente la puerta del portal, accedieron al patio interior y allí reventaron la cerradura que otra puerta que da al hueco de los tendederos. «Treparon por las tuberías para llegar al primer piso y después rompieron las ventanas para entrar», explicó ayer una de las víctimas, quien concretó que los delincuentes «fueron directamente al dormitorio principal, revolvieron lo que pudieron y solo se llevaron algunas joyas que estaban a la vista y dinero». La situación se repitió en la otra vivienda de la primera planta. Los residentes, en ambos casos, estaban fuera.

Los ladrones también forzaron, o lo intentaron, las puertas de los portales de los números 2, 4, 6 y 8, pertenecientes a la misma comunidad, y llegaron a acceder a los tendederos del primer bloque: «Parece que intentaron entrar en otras casas y, en principio, no lo lograron».

La escena se repitió esa misma mañana en un ático del quinto piso del número 1 de la calle Vega Sicilia, en Parque Alameda, donde los ladrones aprovecharon la salida de sus inquilinos, «simplemente a sacar al perro», para forzar la puerta de los tendederos de la planta superior, trepar al tejado y descolgarse después a la terraza de la vivienda. Después forzaron una ventana y revolvieron el interior del domicilio.

Y un mesón en Pedro Lagasca

La Policía Nacional busca ahora a los integrantes de una banda que bien podría denominarse del ‘tendedero’, su lugar favorito para trepar o acceder a sus objetivos. «Está claro que tenían controlados nuestros movimientos y que habían estudiado bien los accesos», lamentan los afectados.

A estos asaltos se sumaría ese sábado por la tarde otro registrado en un mesón de la calle Pedro Lagasca, Casa Manolo, al que los ladrones entraron forzando la puerta para llevarse «los cambios de la caja». En su caso, estaba cerrado por vacaciones.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos