Trillo deja la embajada de Londres tras el escándalo del Yak-42

vídeo

El ya exembajador de España en Londres, Federico Trillo. / Efe I Atlas

  • Rajoy ya había respaldado la decisión de Cospedal de asumir la responsabilidad del Ministerio de Defensa en el accidente de 2003

Federico Trillo ha dejado este jueves su puesto como embajdor en Londres (Reino Unido). El informe del Consejo de Estado en el que se señala que el Ministerio de Defensa pudo haber evitado la tragedia del Yak-42 ha terminado por pasar factura al también expresidente del Congreso. Exteriores había anunciado que el relevo se produciría en las próximas semanas o meses en medio del proceso ordinario para sustituir a otros 71 embajadores. No obstante, la pérdida del apoyo de Mariano Rajoy ha llevado a Trillo a presentar su renuncia.

El presidente del Gobierno había afirmado horas antes del anuncio que respaldaba la gestión de María Dolores de Cospedal, que esta semana asumió las responsabilidades de Defensa en la tragedia aérea que se cobró la vida de 61 militares que regresaban de prestar servicio en Afganistán. "En los últimos días, he pedido al Gobierno que este relevo se produjera cuanto antes", ha comentado el propio Trillo desde su residencia londinense.

"Como saben, hace ya algún tiempo comuniqué al Gobierno mi decisión de ser relevado como embajador, puesto en el que he cumplido más de cuatro años. Para no interferir en la acción del Gobierno, ya puedo anunciarles que así se hará mañana por los cauces establecidos. He trabajado para que España y el Reino Unido sean dos grandes amigos y aliados. Esto demuestra la solidez y la cercanía entre nuestras sociedades y nuestros países. Quiero desear suerte a mi sucesor y también he comunicado que mi intención es reincorporarme a mi carrera profesional", ha añadido.

Trillo siempre ha mantenido que no tuvo ninguna responsabilidad en el suceso del Yak-42. También que las que hubo ya se depuraron judicialmente. No obstante, y ante la presión de la oposición y el abandono ahora del PP, ha optado por la dimisión. La intención del exministro de Defensa será retomar su puesto como letrado en el Consejo de Estado, el mismo órgano que ha precipitado su salida anticipada de la embajada de Londres.

La carta de 13 exembajadores

Todo se ha acelerado con la comparecencia de Trillo en la que ha anunciado su intención de dejar su actual cargo, y que ha llegado en una semana en la que el PSOE ha intensificado sus exigencias para que el Gobierno le cesara sin esperar un minuto más.

Los socialistas habían arreciado sus peticiones de cese sobre todo después de que la titular de Defensa, María Dolores de Cospedal, asumiera las conclusiones del informe del Consejo de Estado que concluye que la Administración sí tuvo parte de responsabilidad en la tragedia del Yak 42 en 2003 en la que murieron 62 militares.

Dentro de las peticiones de cese de Trillo, el pasado miércoles el ministro de Exteriores recibió una carta de 13 embajadores ya jubilados que le reclamaban el cese inmediato de Trillo "por respeto" a los familiares de las víctimas del Yak-42, a las Fuerzas Armadas y "a la dignidad del servicio exterior". En tal misiva, adelantada por el diario El País y a la que ha tenido acceso Europa Press, justificaban esta petición porque consideran que Trillo es el "máximo responsable político de la tragedia".

La carta la firmaban los embajadores Pedro Bermejo, Fernando Perpiñá-Robert, Nicolás Martínez-Fresno, José Luis Dicenta, Juan Antonio Yáñez-Barnuevo, Carlos Miranda, Juan Manuel Romero de Terreros, Francisco Villar, Eudaldo Mirapeix, Miguel Ángel Carriedo, Mariano Alonso-Burón, Aurelio Pérez Giralda y Mercedes Rico.