Laura Luelmo murió antes de cumplirse ocho horas desde la agresión, según los forenses

Laura Luelmo murió antes de cumplirse ocho horas desde la agresión, según los forenses

Las conclusiones definitivas de la autopsia revenal que fue «agredida, golpeada y, sin evolucionar mucho las heridas, se produjo el fallecimiento»

El Norte
EL NORTEMadrid

Algo más de un mes después de su desaparición, ya se conocen las conclusiones de los análisis realizados al cadáver de Laura Luelmo, la joven zamorana de 26 años que murió asesinada en El Campillo, Huelva, a manos presuntamente de su vecino. «Los estudios realizados en los tejidos son muy precisos y muestran que apenas hubo supervivencia, murió casi en el acto, desde luego antes de que transcurrieran las primeras ocho horas desde que sufrió la agresión», señalan fuentes próximas a la investigación consultadas por el diario 'El Pais'.

Más noticias

De esta forma, la conclusión de los análisis ratifica la tesis de la Guardia Civil y ajusta los resultados preliminares de la autopsia, que daban un margen de hasta dos días para datar la muerte de la joven profesora que desapareció el 12 de diciembre y fue hallada muerta, semidesnuda y con signos evidentes de violencia el día 17 del mismo mes entre unos matorrales. Los agentes consideraron que las «lesiones mortales» —unos brutales golpes en la cabeza contra el suelo— se produjeron en la casa de su vecino y asesino, el exrecluso Bernardo Montoya, de 50 años, que se deshizo del cuerpo de la mujer metiéndolo en su coche y arrojándolo en un paraje boscoso a cinco kilómetros del pueblo. La Guardia Civil aseguró en una rueda de prensa que Laura Luelmo murió el mismo día que su agresor la golpeó «en su casa» y la violó «en el campo», tras transportar su cuerpo en el maletero de su coche envuelto en una manta.

Los resultados preliminares de la autopsia, conocidos a las pocas horas de que un voluntario de la búsqueda encontrara el cuerpo de la joven el pasado 17 de diciembre, señalaban que «Laura Luelmo murió en algún momento entre el día 14 y 15 de diciembre y sufrió agresión sexual», lo que desató las sospechas de una larga agonía de la joven, ya que podía haber muerto entre el segundo y el tercer día después de su desaparición. Los últimos análisis contradicen esa teoría.

 

Fotos

Vídeos