'Rehabitare' suma 137 viviendas de alquiler social tras 13 reformadas en la provincia de Valladolid

Visita de las autoridades a Alcazarén./R. V.-ICAL
Visita de las autoridades a Alcazarén. / R. V.-ICAL

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, firma el programa con cuatro ayuntamientos vallisoletanos

El Norte
EL NORTEValladolid

El consejero de Fomento y Medio Ambiente, Juan Carlos Suárez-Quiñones, destacó hoy que el programa 'Rehabitare' en Castilla y León ha permitido recuperar hasta un total de 137 viviendas, propiedad de los ayuntamientos pero en situación de abandono o en desuso, para destinarlas a al parque público de alquiler social, 40 de ellas este año. La cifra se alcanzó tras acondicionar las 13 últimas en la provincia de Valladolid, en concreto en Matapozuelos, Valbuena de Duero, Alaejos, Villalón, Campaspero, Pedrosa del Rey, Trigueros del Valle, Valdestillas y Alcazarén.

«Después de unos años de crisis, donde se paró el proyecto, ya se llevan invertidos seis millones de euros para recuperar 137 viviendas de 125 municipios de Castilla y León, en un intento no solo de facilitar vivienda si no también de fijar población», dijo, al tiempo que señaló que en el caso de las 13 últimas en la que se ha actuado en Valladolid la inversión ha alcanzado los 637.000 euros.

El consejero explicó que los inmuebles se incorporan al parque público de alquiler social de la Junta pero siguen siendo de los ayuntamientos, aunque la gestión tiene que adecuarse a las directrices de Plan de Vivienda de Castilla y León «y tiene que darse a personas que cumplan determinados requisitos como estar necesitadas desde el punto de vista económico y social».

Suárez-Quiñones dijo que este parque de vivienda social cuenta con un total de 1.876 inmuebles que administra la Junta para este tipo de uso, cuando la legislatura se inició con unas 1.000. «En poco más de tres años se ha hecho un esfuerzo económico importante a través de acuerdos con Somacyl, o convenios con la Sareb y los obispados con casas de su propiedad en cesión de uso«, expuso.

Los alcaldes de los ayuntamientos de Piñel de Arriba, Valoria la Buena, San Miguel del Arroyo y Mota del Marqués firmaron hoy el convenio que permitirá a la Junta rehabilitar cuatro viviendas, una en cada municipio, y con ellas son ya trece las viviendas acondicionadas en el medio rural de Valladolid. Hoy se visitó la vivienda rehabilitada en Alcazarén, antigua casa del maestro, que se encuentra ya completamente acondicionada para ser habitada. Cuenta con tres dormitorios, aseo, salón comedor y cocina, distribuidos en una superficie de 58 metros cuadrados.

La alcaldesa, Ana Isabel Catalina, resaltó que el programa ha permitido rehabilitar una casa que estaba en bastantes malas condiciones para darla un uso de alquiler a personas con bajos recursos, además de utilizar la subvención para dar «trabajo a empresas en la obra tanto del municipio como de la comarca».

Por su parte, el presidente de la Diputación, José Julio Carnero, destacó el compromiso de la Junta y, en este caso de Fomento con el medio rural, en algo tan crítico como la vivienda, ya que las iniciativas sociales como el alquiler a precios bajos permite «no solo asentar población si no en muchos casos recuperar un patrimonio urbano, que si no fuera programas como el Rehabitare, con el tiempo se deterioraría hasta acabar en la peor de la situaciones, que es la de ruina, dijo.

Las viviendas rehabilitadas a través del programa de la Consejería de Fomento, además, se suelen ubicar en los cascos urbanos, lo que permite contar con todo tipo de servicios, optimizando así las infraestructuras existentes, evitando el deterioro del patrimonio municipal y mejorando la estética urbana.