Los mayores pregonan en Castrodeza

Los veteranos pregoneros María Gallego (94), Crescenciano Fraile (89) y Juana Arroyo (90 )/N. Luengo
Los veteranos pregoneros María Gallego (94), Crescenciano Fraile (89) y Juana Arroyo (90 ) / N. Luengo

Los cuatro vecinos más longevos recordaron a través de un vídeo cómo eran las fiestas de antaño

N. LUENGO

Los vecinos de Castrodeza vivieron el domingo una jornada repleta de emoción y cariño. Los 4 castrodezanos más ancianos del padrón, fueron los encargados de dar el pregón inaugural de sus fiestas de San Miguel. Un encargo que recibieron de su alcalde José Antonio González Gerbolés, con gran emoción. María Gallego (94), Juana Arroyo (90), Marino (89) y Crescenciano Fraile (89), felicitaron a todos las fiestas, de una forma muy especial, a través de un vídeo en el que los cuatro contaron sus recuerdos de infancia y juventud en el pueblo y cómo se vivían las fiestas de antaño. Al finalizar, María, Juana y Crescen, allí presentes, recibieron grandes muestras de cariño del resto de sus vecinos. Ellas se atrevieron incluso a recitar dos poesías dedicadas a las madres de Castrodeza, que emocionaron a todos. «Ha sido un pregón distinto, precioso y emocionante. Aquí nacieron, aquí han formado sus familias y les vemos cada día caminando por nuestras calles. Ellos son el alma de este pueblo y se merecían este día dedicado a ellos», explicó González Gerbolés.

Tras el pregón, la corporación municipal aprovechó para hacer un homenaje a los ediles que han formado parte de las diferentes legislaturas democráticas del municipio. Han sido 40 los alcaldes y concejales que han formado parte de las corporaciones de los últimos 40 años. Hubo tiempo para unas palabras dedicadas a la memoria de 8 ediles fallecidos y todos recibieron un diploma de manos del actual alcalde.

Ya por la tarde, se ha celebrado un concierto a cargo de la y un vino español para todos. Así han arrancado las fiestas patronales de este municipio, que concluirán el próximo día 12 y cuyo momento álgido será el miércoles 8, dedicado a su patrón, cuando se celebrará una procesión con 18 santos sobre una gran alfombra floral.