La demolición de una nave en la avenida de Burgos da paso a una franquicia de comida rápida

La demolición de una nave en la avenida de Burgos da paso a una franquicia de comida rápida

La Junta de Gobierno da luz verde a la licencia de obras de Burger King, que abrirá su séptimo negocio en la ciudad

L. S.

La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Valladolid aprobó este miércoles la concesión de la licencia ambiental y de obras para abrir una franquicia de comida rápida de Burger King en la avenida de Burgos, a la altura del número 25 (junto a Mercadona), de tal forma que sería el primer establecimiento de esta cadena que se asentaría en la zona de La Victoria y Puente Jardín.

La demolición hace unos meses de una nave que permanecía años cerrada después de albergar un negocio de paquetería ha dado lugar a un solar donde se asentará este establecimiento de comida rápida, que tiene previsto ocupar una superficie de 367 metros cuadrados construidos entre el restaurante y la cocina, mientras que prevé una terraza exterior de otros 156 metros cuadrados. Tendrá además capacidad para albergar a 145 comensales.

Se trata de una hamburguersería que ya cuenta con otros seis negocios en Valladolid y que esta vez requiere, además, licencia para poder abrir en horario nocturno. El último establecimiento se inauguró el pasado año en la Plaza Mayor, en un local de 500 metros cuadrados situado en tre la esquina de Santiago y el inicio de Pasión.

Por otro lado, la Junta de Gobierno concedió licencia de primera ocupación a once viviendas construidas en las calles Alemania (diez) y Rododrendo (una), mientras que se concedió un permiso de obras para la construcción de una vivienda unifamiliar en la calle Ángel García, así como licencia para la instalación de un ascensor en un edificio de la calle Nebrija.