Soria

El camino de Caty Gálvez y Juan Antonio Suárez para reivindicar la finalización de la Autovía del Duero

El camino de Caty Gálvez y Juan Antonio Suárez para reivindicar la finalización de la Autovía del Duero

Han partido a primer ahora de la mañana de la capital soriana y andarán 120 kilómetros en cuatro etapas en su particular marcha lenta

ISABEL G. VILLARROEL

Juan Antonio Suárez ya es octogenario, tiene 85 años, es de Soria. Caty Gálvez tiene 79 y nació en Ceuta. Juan Antonio emigró a Cataluña por cuestiones laborales. Se casó con Caty y tuvieron cuatro hijos «que hicimos en Cataluña pero quisimos que nacieran en Soria». Ellos pasan largas temporadas en Soria «y nuestros tres nietos se sienten más sorianos que catalanes también, toda la familia viene mucho aquí».

El matrimonio no tiene coche pero quiere unirse de alguna manera a la marcha lenta que las plataformas ciudadanas de Soria, Aranda de Duero y Peñafiel están organizando para el próximo domingo «porque ésta es nuestra tierra y queremos defenderla y jamás renegar de nuestras raíces». Ellos quieren manifestar también su indignación por el retraso de las obras de la autovía del Duero y han decidido hacerlo andando, que es lo que más les gusta. Caty dice que «desde que me casé con mi marido no he dejado de andar, lo hemos hecho durante meses por toda Europa y por todo el país, desde Barcelona a Soria en tres ocasiones y desde Finisterre a Roma también tenemos muchas anécdotas así que para nosotros esto es un paseíllo». Están acostumbrados a portar mochilas de más de 20 kilos «de esas que cuando te caes te quedas con las patillas para arriba como una cucaraha, ahora solo llevamos una chaquetita y poco más, es un recorrido corto y queremos estar en Aranda el sábado para dormir allí y acudir a la concentración para hacer bulto», dice Juan Antonio.

Los 120 kilómetros los van a estructurar en cuatro etapas, la primera hasta La Aldehuela, la segunda hasta El Burgo de Osma, la tercera hasta Langa de Duero, y desde allí hasta Aranda de Duero. «Llevamos nuestros chalecos reflectantes, camiseta y ropa de Soria ¡Ya! y las banderas que nos identifican. Cuando pasan los camiones por la N-122 nos pitan y algunos vehículos nos animan, y eso que todavía o somos muy conocidos, según pasen la horas irán hablando más de nosotros. El paso de los camiones es nuestro aire acondicionado y cualquiera sabe que pasan continuamente, la carretera es muy peligrosa». A Juan Antonio le gusta más andar por la montaña «pero a Caty no le importa ir por las cunetas así que yo le hago caso a ella desde que nos casamos». Es un ejemplo más de lucha y de compromiso con Soria y con sus infraestructuras.

Y es que las provincias de Burgos, Soria y Valladolid se unirán el próximo 25 de agosto en una marcha lenta de vehículos que saldrá desde Soria y desde Peñafiel hasta Aranda de Duero para reclamar la finalización de la autovía A-11. Todo ello en un ambiente festivo-reivindicativo, en el que también habrá espacio para una paella de convivencia. La plataforma Soria ¡YA! se ha unido a la Plataforma A 11 Pasos, de Peñafiel (Valladolid) y a la Plataforma de Aranda de Duero por las Infraestructuras (Burgos), para dar visibilidad a una reivindicación histórica de la ciudadanía castellano-leonesa: la finalización de las obras de la conocida como Autovía del Duero.

«Son ya 26 los años que han durado las obras para convertir la carretera N-122 en la Autovía A-11 y es lógico el hastío de la población al observar el lento devenir de las obras. Por ello el próximo domingo 25 de agosto, marcharemos desde Soria y desde Peñafiel hasta Aranda de Duero al mismo ritmo que las obras, como reza el lema de la acción que llevaremos a cabo de forma conjunta», explican desde el colectivo sorianos.

La salida desde Soria está prevista a las 10 horas desde el parking de Los Pajaritos. La velocidad a la que se desplazarán será de 60 km/h en tramos de autovía, de 50 km/h en tramos de carretera nacional y de 30 km/h atravesando pueblos. Se espera que al paso de la caravana por cada una de las poblaciones se vayan incorporando más vehículos, «por lo que se ruega a los habitantes de los mismos que estén atentos a la caravana para que la incorporación sea más fácil». S han establecido puntos de encuentro en las localidades y una hora aproximada de paso. En El Burgo de Osma, se estima que se pasará en torno a las 11.30 h y la salida sería desde la Plaza de Toros; por San Esteban de Gormaz, a las 11.45 h, saliendo desde el frontón; y por Langa de Duero, a las 12:15h, desde la Plaza Mayor.

A su llegada a Aranda de Duero, los manifestantes podrán aparcar en las inmediaciones del Centro de Salud Aranda Sur (c/ El Burgo de Osma, 53) y desde allí se dirigirán a la Plaza Mayor, donde se leerá un manifiesto expresando el hartazgo por los 26 años de lentas obras y la inmediata finalización de la A-11. A continuación, dentro de esta jornada festivo-reivindicativa, se celebrará una comida de hermandad entre las tres provincias en el parque El Barriles. La comida consistirá en paella, pan, postre, café, agua o vino y los tickets e pueden comprar al precio de 7 euros a partir de hoy en El Burgo de Osma (La Casita – C/ Mayor, 13) y San Esteban de Gormaz (López Calzados y Deportes – Plaza Mayor, 5) y el jueves 22 y el sábado 24, en la mesa que la plataforma Soria ¡YA! instalará en El Collado en horario de 12 a 14 horas. Son unidades limitadas, por lo que las personas interesadas deberán adquirirlos a la mayor brevedad posible para no quedarse sin plaza en la que se prevé sea una gran jornada reivindicativa con diversas actividades. Desde la organización, recuerdan que es necesario cumplir las normas de tráfico, respetando la distancia de seguridad y los límites mínimos de velocidad de cada tramo. Asimismo, en caso de producirse alguna emergencia, los vehículos deberán retirarse hacia el andén para permitir el paso de los vehículos de emergencia por el centro de la calzada.