Francisco Váquez está convencido: «El PP tendrá mayoría absoluta en la Diputación y la podrá presidir»

Vázquez se despide de los diputados provinciales durante el pleno de este jueves. /Antonio Tanarro
Vázquez se despide de los diputados provinciales durante el pleno de este jueves. / Antonio Tanarro

El político segoviano, que deja la presidencia de la Diputación para tomar posesión en las Cortes de Castilla y León, afirma que el PP recurrirá la asignación de diputados

Carlos Álvaro
CARLOS ÁLVAROSegovia

Habrá recurso. El Partido Popular recurrirá la asignación de diputados provinciales para hacerse con la mayoría absoluta en la Diputación Provincial. Así se desprende de las palabras del hasta ahora presidente de la Diputación, Francisco Vázquez, convencido de que el PP acabará presidiendo la institución: «Yo creo que el Partido Popular tendrá mayoría absoluta en la Diputación, y por lo tanto, habrá un presidente del Partido Popular, pero no puedo decir más», ha dicho este jueves tras formalizar su dimisión en el pleno provincial para poder tomar posesión como procurador de las Cortes de Castilla y León.

Al margen del recurso de Ciudadanos que ha obligado a retrasar la constitución del Ayuntamiento de Segovia, el error del Ministerio del Interior (después subsanado), al no atribuir a Izquierda Unida los votos obtenidos en El Espinar alegando que concurría bajo siglas distintas, es un argumento que el PP quiere esgrimir en los tribunales para recuperar en el decimotercer diputado provincial que le otorgaría la mayoría absoluta en la Diputación. Eso evitaría dejar la presidencia de la institución en manos de Ciudadanos, tal y como el PP ha pactado con la formación naranja a cambio de mantener el Gobierno de Castilla y León. Vázquez no fue demasiado explícito, pero todo apunta a que habrá recursos y contrarrecursos y que la constitución de la nueva Diputación podría retrasarse incluso al otoño. «Los tribunales tendrán que aclarar si hay algún tipo de controversia. Ahora vamos a esperar a que se resuelva el recurso que afecta al Ayuntamiento de Segovia y a que se asignen, por parte de la junta electoral, los diputados provinciales. Después se verá, dependiendo de esa asignación. Si al PP se le acaba atribuyendo un diputado más, supongo que otros lo recurrirán. No se sabe», dijo.

Francisco Vázquez ha dejado de ser presidente de la Diputación este jueves por ser el cargo incompatible con el de procurador en Cortes (mañana se constiuyen las nuevas Cortes regionales). Le sustituirá, accidentelamente, Miguel Ángel de Vicente, hasta ahora vicepresidente y delegado del Área de Asuntos Sociales y Deportes. Dada la situación, la interinidad de De Vicente puede ser larga. «Dependerá de los recursos -añadió Vázquez-. En principio, tanto la Diputación de León como la de Segovia se constituirán más tarde de lo previsto por los recursos que afectan a los ayuntamientos de sus capitales. Si no hubiera otro tipo de recursos, estas diputaciones tendrían que constituirse a mediados de julio. Si los hay, nos podemos ir a agosto».

Discurso

El hasta ahora presidente ya ha solicitado su reingreso como funcionario de la Junta de Castilla y León y este viernes tomará posesión como procurador en Cortes. «Podía haber seguido diputado provincial, pero no lo voy a hacer», matizó. Durante su discurso de despedida, Francisco Vázquez agradeció el trabajo y la colaboración a todos los diputados provinciales y a los trabajadores de la institución, así como a los alcaldes y concejales de los pueblos, «que me han permitido presidir la que para un segoviano con raíces en un pueblo de la provincia es la institución más importante de Segovia», afirmó. En un balance breve, Vázquez destacó el buen estado de las cuentas y la defensa que durante sus dos mandatos ha realizado de la institución, frente a las amenazas de otras formaciones, partidarias de la supresión de las diputaciones: «La Diputación es imprescindible para la pervivencia de la provincia de Segovia, porque trabaja para sus pueblos».

En cuanto a los proyectos acometidos, Vázquez enumeró la creación de 10.000 puestos de trabajo en ocho años, la calidad de los servicios sociales que presta la Diputación, reconocida en toda España, la constitución del Instituto de la Cultura Tradicional Manuel González Herrero, el afianzamiento del teatro Juan Bravo y del Museo de Arte Contemporáneo Esteban Vicente, la construcción del Palacio de Congresos (todavía inconclusa) y las 2.284 obras acometidas en todos los pueblos de la provincia. «Tengan la seguridad que desde las Cortes de Castilla y León seguiré defendiendo los intereses de Segovia», concluyó.