Fomento abrirá la próxima semana el tramo de la SG-20 entre la carretera de La Granja y la N-110

Obras en la SG-20 en el enlace con la carretera de La Granja. /Antonio de Torre
Obras en la SG-20 en el enlace con la carretera de La Granja. / Antonio de Torre

Este trazado del desdoblamiento de la variante tiene 7,13 kilómetros; el otro, sobre el que trabaja Dragados, tardará todavía unas semanas más en estar en servicio

El Norte
EL NORTESegovia

Fomento continúa con su calendario de inauguraciones para este año. Esta semana que viene le toca el turno a uno de los tramos de la circunvalación de Segovia, la SG-20, cuyas obras arrancaron en 2016. El Ministerio que dirige José Luis Ábalos pondrá en servicio en los próximos días el tramo B, de 7,13 kilómetros de longitud, que comprende desde la carretera de La Granja, la CL-601, hasta el enlace de la N-110, sentido Ávila, en el punto kilométrico 15,53.

Estos trabajos del desdoblamiento de la SG-20 se dividieron en dos partes debido a la envergadura de la obra prevista. En concreto, la intervención en este tramo más avanzado corre a cargo de la constructora Azvi, a la que se adjudicó este trazado a finales de diciembre de 2015 por un valor de 16,9 millones de euros.

En este tramo se está culminando la barrera de contención y el entronque con la N-110. Si no surge ningún contratiempo, los conductores podrán estrenarlo a lo largo de la semana que viene, informa la agencia Ical.

El tramo A

Asimismo, el Ministerio de Fomento calcula que en las «próximas semanas» será posible poner en funcionamiento el tramo A, adjudicado a Dragados. Con sus 8,4 kilómetros va desde el enlace con la autovía de Pinares (Segovia-Valladolid) hasta la conexión con carretera autonómica CL-601. Rodea la capital de noroeste a suroeste, con cuatro enlaces y tres viaductos para salvar los ríos Cigüiñuela y Eresma y el arroyo Cerezo.

En noviembre de 2015, el Ministerio adjudicó a Dragados en 28,03 millones las obras de este recorrido de la SG-20, que se vieron paralizadas durante unos meses para solucionar el problema de la retirada de los residuos de un vertedero que se encontraba en la zona de apoyo de los pilares de ampliación del puente sobre el río Eresma. Ahora, sin embargo, los trabajos siguen el ritmo «previsto», conforman fuentes ministeriales, que confían en que la finalización se produzca en las próximas semanas.

Elevada intensidad de tráfico

La circunvalación SG-20 soporta, según los cálculos de Fomento, una alta intensidad de tráfico, que alcanza los 18.000 vehículos diarios de media en algunos puntos. Además, enlazan con ella infraestructuras de doble calzada, como la autopista AP-61 de San Rafael a Segovia y la autovía autonómica A-601 de Segovia a Valladolid.

El proyecto consiste en desdoblar la actual carretera SG-20 que circunvala la capital segoviana por el este por los términos municipales de Segovia, Bernuy, La Lastrilla y San Cristóbal.

La velocidad de diseño es de 100 kilómetros por hora, ya que la nueva autovía tiene dos calzadas con dos carriles cada una de 3,5 metros, arcenes exteriores de 2,5 metros e interiores de un metro. La mediana que separa ambas calzadas será de diez metros.

Ha sido necesario construir veinticuatro estructuras, de las que dos son pasos superiores, dieciocho inferiores, tres son viaductos y uno, una pasarela. Además, se han aprovechado otras tres estructuras existentes. También, se han remodelado los enlaces con la A-601, la N-110, la SG-V-6123, la CL-601, la autopista AP-61 y la N-110, al final del tramo, que se dirige a Villacastín y Ávila.