El agua embalsada en el pantano de Aguilar sube tres metros en el último mes

Una vecina observa el estado del pantano de Aguilar el 21 de enero de 2018. /Nuria Estalayo
Una vecina observa el estado del pantano de Aguilar el 21 de enero de 2018. / Nuria Estalayo

Las últimas lluvias y la apertura del embalse de Requejada permiten mejorar la situación hasta el 12% de su capacidad

El Norte
EL NORTEPalencia

Las últimas lluvias han dado un pequeño respiro a los pantanos de la perovincia y uno de los que presentaba una situación más complicada, el de Aguilar, ha visto cómo su agua embalsada ha subido tres metros más en la presa en el último mes, una noticia que sigue siendo insuficiente, ya que se encuentra al 12% de su capacidad.

Esos tres metros que ha subido el embalse de Aguilar no solo se deben a las últimas lluvias. Al parecer, el mayor aporte de agua que ha recibido el pantano aguilarense llega del embalse de Requejada, que ha soltado parte de sus reservas para suministrar al pantano de Aguilar.