La patronal cree que prohibir las 'gasolineras fantasma' creará 500 empleos en Castilla y León

Gasolinera sin empleados en Peñafiel./
Gasolinera sin empleados en Peñafiel.

EL NORTEvalladolid

La patronal de las estaciones de servicio de Castilla y León (Fereclaes) y la Plataforma Representativa Estatal de Personas con Discapacidad Física (Predif) han unido sus fuerzas para hacer frente al fenómeno de las gasolineras desatendidas, a fin de "proteger los derechos" de personas mayores o con movilidad reducida. El Presidente de Predif en la comunidad, Francisco Sardón, y el de Fereclaes, Horacio Sansegundo, se han reunido para hacer frente a esta problemática y analizar las distintas normas aprobadas por distintas regiones como Valencia, Navarra, Aragón, Cantabria, Asturias, Castilla-La Mancha o Madrid, para atajar esos efectos negativos que dichas instalaciones producen.

Según ha informado Fereclaes a través de un comunicado, la patronal de estaciones de servicio trasladará a los grupos políticos de las Cortes de Castilla y León la "necesidad" de una urgente tramitación de la proposición presentada por el Grupo Popular el pasado mes de marzo que insta a La Junta a la modificación del Estatuto de los Consumidores, al objeto de que tales estaciones cuenten, durante el tiempo que permanezcan abiertas, con al menos un trabajador que pueda ayudar, si es necesario, a las personas que lo necesiten en el momento de adquirir combustible o cualquier producto, así como atender cualquier reclamación o emergencia que pueda surgir.

Esta iniciativa podría suponer, a juicio de Horacio Sansegundo, la creación de mas de 500 puestos de trabajo en la región, en las estaciones de servicio desatendidas en funcionamiento o que puedan instalarse en los próximos años.

Por otro lado, ambos presidentes han acordado también incrementar su colaboración mediante la creación de empleo de personas con discapacidad en las Estaciones de Servicio.