La celebración del centenario Delibes echa a andar con la aprobación del plan director

Miguel Delibes, en su casa. /EL NORTE
Miguel Delibes, en su casa. / EL NORTE

Valladolid acogerá en noviembre el gran acto de presentación del programa, que incluye encuentros académicos exposiciones y reediciones

José María Cillero
JOSÉ MARÍA CILLERO

La comisión interadministrativa del acontecimiento de excepcional interés público Centenario Delibes, encargada de la puesta en marcha de la conmemoración en 2020 del nacimiento del escritor y periodista, aprobó el martes el plan director de actividades que, más allá de recordar la figura y la obra del autor de 'El hereje', pretenden durante su celebración impulsar el crecimiento de la cultura en la ciudad y en la comunidad que le vio nacer, según explicó ayer Fernando Zamácola, gerente de la Fundación desde principios de este mes.

El programa parte de tres ángulos: Delibes y su mundo, que se centra en el entorno en el que el autor escribió, sin el que sería imposible entender sus libros; Delibes y su obra, que se detiene en el proceso creativo del escritor, la trascendencia y el impacto de su obra, la consistencia de su figura como escritor, en coherencia plena de su trayectoria como persona, y Delibes y el futuro, capítulo en el que se constata la vigencia de su obra, la plena actualidad de los temas escogidos para su novelística y el interés que aún despierta ésta en los ámbitos de la investigación y la docencia, a partir de las tesis que estudiosos de todo el mundo siguen dedicando cada año a sus libros.

Entre los proyectos más importantes está la gran exposición que se inaugurará en la Biblioteca Nacional el 12 de marzo de 2020, comisariada por el escritor y periodista Jesús Marchamalo, y cuya intención es mostrar su vida y, sobre todo, su obra –así como sus facetas de periodista y profesor–, y los valores que defendió a lo largo de su vida. La exposición, con manuscritos de gran valor, podrá verse en Valladolid –en espacio aún por determinar– a partir del 17 de octubre de 2020, fecha de su nacimiento. Las exposiciones irán acompañadas de guías didácticas para que los más pequeños puedan acercarse a la obra del escritor vallisoletano. Pero meses antes de esa inauguración, Valladolid acogerá este noviembre, en fecha todavía no señalada, la presentación en sociedad de todos los actos del centenario, un acontecimiento para el que sus organizadores confían en contar con las más alta representación institucional.

Otros actos previstos incluyen un encuentro académico centrado en su obra, coincidiendo con el Congreso de la Lengua en Salamanca de 2020, en el que se quiere poner de manifiesto la idoneidad de la prosa de Delibes, por su sobriedad y precisión, como herramienta en el aprendizaje del español. Ciclos de conferencias y cinematográficos y ediciones especiales de sus libros, completan el programa.

En la reunión del martes de la comisión encargada de la ejecución del programa, que certificará la adecuación de los gastos realizados a los objetivos y planes fijados, participaron representantes del Ayuntamiento y la Diputación de Valladolid, la Junta de Castilla y León, los ministerios de Cultura, –a través de la Dirección General del Libro–, y el de Hacienda, – la declaración de acontecimiento de excepcional interés público prevé beneficios fiscales para las empresas que contribuyan en el patrocinio de las actividades–, la Biblioteca Nacional, el Instituto Cervantes, Acción Cultural Española, –entidad pública dedicada a impulsar y promocionar la cultura y el patrimonio de España, dentro y fuera de sus fronteras– y la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), además de los representantes de la propia Fundación Miguel Delibes.

Zamácola destaca que en el diseño de las actividades que recordarán al narrador castellano más universal del siglo XX se ha querido tener en cuenta la multitud de puntos de interés que ofrecen la obra y la figura de Miguel Delibes, catedrático de Derecho Mercantil, periodista, ilustrador, cazador, defensor a ultranza del mundo rural, de la naturaleza y de la explotación sostenible de los recursos naturales, académico de la Lengua y por encima de todo, escritor.

Su condición de autor muy leído por el gran público (el tercero en España, tras Cervantes y Pérez Galdós, según las encuestas) pero al tiempo atractivo para el mundo académico), así como las adaptaciones de su obra al teatro y al cine y su legado como periodista, académico, ilustrador... suman elementos que confirman la vigencia de un escritor del que en 2020 se conmemorarán cien años de su nacimiento.