Manuel y Adolfo Pérez Pascuas despiden a su sobrino, enólogo desde hace treinta años

Manuel, Benjamín y Adolfo Pérez Pascuas escuchan a José Manuel Pérez Ovejas, al recibir un Premio Envero en Aranda./Susana Gutiérrez
Manuel, Benjamín y Adolfo Pérez Pascuas escuchan a José Manuel Pérez Ovejas, al recibir un Premio Envero en Aranda. / Susana Gutiérrez

Apartan al hermano mayor, Benjamín, del consejo de administración y rescinden el contrato a José Manuel Pérez Ovejas

Nieves Caballero
NIEVES CABALLEROValladolid

El pasado martes, Adolfo y Manuel Pérez Pascuas, dos de los tres hermanos y propietarios del 60% las acciones de la bodega de Viña Pedrosa, despidieron al enólogo y sobrino de ellos, José Manuel Pérez Ovejas, después de treinta años elaborando los vinos de la empresa familiar. Ya en junio del año pasado, la sociedad contrató a un gerente ajeno a la familia. Posteriormente, apartaron a su hermano mayo, Benjamín, del consejo de administración.

Hermanos Pérez Pascuas es una de las bodegas más emblemáticas de la Ribera del Duero, que atraviesa uno de los momentos más convulsos de sus más de treinta años de historia. Los tres hermanos, Benjamín, Adolfo y Manuel Pérez Pascuas decidieron en los años ochenta explotar las viñas de su padre, Mauro Pérez, y empezar a elaborar los vinos Viña Pedrosa, con gran presencia en el mercado nacional e internacional, y cuyo enólogo, José Manuel Pérez Ovejas, un reconocido profesional, ha firmado treinta de esas añadas.

La noticia ha generado una gran sorpresa, incluso «estupor» en el sector. El presidente del Consejo Regulador de la DO Ribera del Duero, Enrique Pascual, se manifestó «totalmente sorprendido» y eludió entrar en la cuestión asegurando que «son historias familiares».

Participaciones

Actualmente, la empresa está participada por los tres hermanos, Benjamín, Adolfo y Manuel y en ella también trabajan los hijos de los fundadores. Tras la salida de José Manuel Pérez, la segunda generación se mantiene representada únicamente por los descendientes de Adolfo, el pequeño de los hermanos. Se trata de Adolfo Pérez, incorporado en las tareas comerciales, y Daniel Pérez, en el trabajo en la viña.

Bodegas Hermanos Pérez Pascuas fue una de las doce fundadoras de la DO Ribera del Duero en 1982 y una de las empresas más reconocidas en el sector. Entre muchos de los galardones recibidos destacan el I Premio Miguel Delibes al Desarrollo Rural que concede El Norte de Castilla; y el Premio Fundación UEMC por toda una vida dedicada al vino, que recogieron el pasado año los tres hermanos en el Castillo de Peñafiel.

Un profesional con dotes de liderazgo

José Manuel Pérez Ovejas es uno de los enólogos más respetados y admirados del panoráma vitivinícola español. En el año 2017 fue designado como mejor bodeguero español por 'Expansión'. Un año después, el entonces todavía director técnico de la bodega Hermanos Pérez Pascuas recibía en Valencia el Premio La Semana Vitivinícola 2018 al mejor enólogo, además de ser el responsable del vino mejor puntuado en la Guía SeVi 2018: Pérez Pascuas Gran Selección 2012.

Al margen de premios y reconocimientos, José Manuel es un profesional bien formado y un hombre de familia que ha heredado de su padre, Benjamín, el mayor de los hermanos Pérez Pascuas, las dotes de liderazgo. Sin lugar a dudas, el enólogo es en gran parte responsable de situar los vinos Viña Pedrosa en el podium que ocupan en la actualidad para codearse con los grandes españolas, con máximas puntuaciones, por ejemplo, en 'The Wine Advocate', al iguasl que otras renombradas bodegas como Vega Sicilia y Dominio de Pingus.