El Norte de Castilla

Seminci

El día en el que... hubo rezos por el alma del espectador de 'Jesucristo Superstar'

Fotograma de la película.
Fotograma de la película. / EL NORTE
  • seminci 2016

  • El estreno, en la Seminci de 1974, vino acompañada de debates, protestas y mesas redondas sobre el contenido religioso de la película

Una duda planeó sobre la mesa de trabajo de Francisco Franco y la reunión del Consejo de Ministros. «Entonces, ¿qué hacemos?¿Dejamos que la Seminci presente ‘Jesucristo Superstar’?

Era el viernes 3 de mayo de 1974. La proyección estaba prevista para dos días después. Era la cinta elegida para, fuera de concurso, clausurar la edición de ese año, de un festival que ya había perdido su catalogación como semana de cine religioso. La primera vez que la película se vería en España, después de un gran revuelo internacional. Esa misma semana, por ejemplo, las autoridades de Chipre habían prohibido la película en su país.¿Y aquí? ¿Qué pasa en España?

El revuelo fue tal que el boletín informativo de la Seminci del sábado 4 publicaba en su portada un telegrama del Vaticano e informaba de que el filme contaba con todos los permisos oficiales para su emisión sin cortapisas. La tarde anterior, sobre las cuatro, las autoridades franquistas llamaron a la dirección del certamen para dar el visto bueno.

Noticia sobre la polémica, en El Norte del 5 de mayo de 1974.

Noticia sobre la polémica, en El Norte del 5 de mayo de 1974. / EL NORTE

Es más, el sábado(a escasas horas de su proyección en el cine Avenida) se organizó una mesa redonda en la Caja de Ahorros Provincial para dejar claro que no había problemas, que ‘Jesucristo Superstar’ no debía preocupar a los sectores más conservadores de la ciudad, movilizados ya en contra de la exhibición de la cinta.

En aquella conferencia –de la que dio cuenta El Norte de Castilla– participaron importantes voces de la Iglesia, algunas de ellas directamente vinculadas con la censura. El padre Ramiro Flórez fue claro desde el primer momento: «Aunque no están todos los elementos de un manual de Teología, existe un respeto enorme por la figura de Cristo en la película». El padre Antonio Pelayo añadió: «No encuentro en la obra carencias gaves. No hay manipulaciones. El respeto por la figura de Cristo es enorme y la cinta es de una notable calidad artística. No se le pueden poner reparos teológicos». Yremachó el padre J. A. Sobrino: «Si el espectador tiene una buena formación católica, ningún daño puede producirle la visión del filme».

El mismo día del estreno, El Norte informaba de que «hace ya días se agotaron las entradas para esta proyección, pese a que el filme será programado próximamente en salas de exhibición comercial, ya que la Dirección General de Cinematografía ha autorizado su programación dentro de los canales normales». Aún así, la expectación fue tal que hubo reventa. El cine Avenida estaba lleno. Hasta la bandera. Con espectadores sentados en los pasillos e incluso de pie. Y hubo reventa.

Pero, pese a todas estas informaciones, un grupo de vallisoletanos no estaba conforme con el estreno de ‘Jesucristo Superstar’ y por eso se arrodilló a las puertas del cine para rezar por el alma de las personas que acudían a presenciar la película. «Una hora antes del estreno me telefonearon desde el cine Avenida y me dijeron que había una manifestación a la entrada. Había personas arrodilladas rezando el rosario, llamándonos anticristos y de todo», rememora Carmelo Romero, entonces director del festival, en el libro (impagable) ‘Una ventana al mundo’, de César Combarros. «Años después de su estreno se ha presentado en las catequesis de las parroquias, pero en su momento parecía que hubiéramos traído al diablo», recuerda Romero en el libro.

La película gustó a J. A. Rodero, crítico cinematográfico de El Norte de Castilla, quien el 7 de mayo de 1974 publicaba su reseña en el periódico. «Tal vez, al comienzo del filme, cueste entrar un poco en el planteamiento operístico, pero luego este planteamiento va alcanzado unas cotas de emoción, de belleza, de fuerza humana, espiritual y dramática plenamente convincente. (...). ‘Jesucristo Superstar’ es sin duda una obra bella, emocionante, válida, de una gran fuerza y que, en absoluto, busca escandalizar o epatar. Así lo entendió el público que premió la película con una cálida ovación».

La cinta tardaría todavía unos meses en llegasr a las salas comerciales (después de que hubiera sesiones especiales para los obispos). En Valladolid se estrenó el viernes 28 de febrero en el Vistarama (sesiones a las 17:00, 19:45 y 22:15 horas), con el eslógan: «La película más polémica, el más sensacional y sorprendente espectáculo». Y apenas unos meses después, en otoño, se estrenó en Madrid la versión del musical con Camilo Sesto.