La prolongación de Puente Jardín dará lugar a un nuevo barrio con 1.146 pisos de Valladolid

Trabajos de urbanización de los viales del 'Sector 5 Carretera de Burgos', que prolonga Puente Jardín hacia la ronda y que acogerá 729 viviendas./Rodrigo Jiménez
Trabajos de urbanización de los viales del 'Sector 5 Carretera de Burgos', que prolonga Puente Jardín hacia la ronda y que acogerá 729 viviendas. / Rodrigo Jiménez

El proyecto prevé 476 viviendas protegidas y casi un kilómetro de parque, paraleloal Canal de Castilla

J. Sanz
J. SANZValladolid

Los vastos terrenos baldíos que forman un enorme triángulo de más de dieciocho hectáreas entre la avenida de Burgos y el paseo del Obregón acogerán un nuevo barrio, en su mayoría residencial, para prolongar Puente Jardín hacia la autovía y la ronda y cerrar así con la friolera de 1.146 viviendas de próxima construcción (los primeros bloques ya están anunciados y a la venta) la ciudad por el norte. Las máquinas trabajan ya a destajo para dibujar los viales y rotondas en el picón situado a partir de la calle Eneldo, el vial abierto en 2014 entre la avenida de Burgos y el paseo del Obregón, para dar paso a continuación al inicio de la construcción, por un lado, de 729 viviendas (145 protegidas) hacia el norte y, del otro, sobre los terrenos que ocupaba Metales Extruidos y que ya están urbanizados, de 417 pisos (331 protegidas), incluida la primera promoción de 25 viviendas de alquiler joven promovida directamente por el Ayuntamiento en esta legislatura a través de la sociedad municipal VIVA.

El futuro barrio mantendrá una parte de uso industrial, en la hilera ya existente de la avenida de Burgos, e incluirá un inmenso parque que prolongará en casi un kilómetro lineal el ya existente del paso del Jardín Botánico, que discurre en paralelo al Canal de Castilla y que ahora llegará hasta el cruce con la ronda interior y la autovía (VA-20 y A-62). Allí tendrán cabida dos nuevas pasarelas peatonales y para ciclistas para salvar el canal y unir así el barrio que surja de estas obras con las viviendas de Parva de la Ría, situadas en la margen opuesta del canal. De manera que los senderos tendrán continuidad hacia este paraje que históricamente carecía de una única pasarela que unía La Victoria con la cuesta de la Maruquesa a más de dos kilómetros de distancia de las dos que ahora la unirán con la ciudad.

El primer bloque municipal de alquiler joven se licitará el viernes

El plazo para la presentación de ofertas se cerró en la medianoche del martes al miércoles y mañana mismo está prevista la celebración de la mesa de contratación para la adjudicación del primer bloque de 25 viviendas destinadas al alquiler joven promovido directamente por la sociedad municipal de suelo y vivienda (VIVA). Será el primero que levante el Ayuntamiento esta legislatura y el primero también desde que la crisis se llevó también por delante este tipo de iniciativas. El edificio en cuestión, al que podrán aspirar jóvenes de hasta 36 años , que pagarán una renta máxima de 330 euros al mes, estará situado en una de las parcelas ya urbanizadas de los terrenos de la desaparecida planta de Metales Extruidos (se mudó en 2009), entre la calle Eneldo (el vial que conecta desde hace un lustro la avenida de Burgos y el paseo del Obregón) y el paseo del Obregón. El adjudicatario de las obras, en las que se invertirán 2.3 millones de euros del presupuesto de VIVA, tendrán un plazo de ejecución de dieciocho meses, es decir, que el bloque destinado al alquiler para los jóvenes debería estar listo para entrar a vivir entre finales de 2020 y principios de 2021. Enfrente está previsto levantar otro bloque protegido para mayores.

El proyecto de urbanización del Sector 5 Carretera de Burgos (13,4 hectáreas), un área que históricamente ha sido industrial, colea desde agosto de 2002, cuando comenzó la tramitación, y fue aprobado por el Ayuntamiento en octubre de 2006. La crisis y distintos problemas burocráticos entre los propietarios de los terrenos se llevó por delante el plan completo hasta que finalmente se pudo recuperar y aprobar el proyecto de urbanización, ahora en marcha, en mayo de 2016. Otro reciente cambio de propietarios, y la reciente entrada con el 43% de la propiedad del Grupo Lar, impulsaron definitivamente unas tareas de urbanización que, en principio, estarán concluidas a lo largo de este mismo año.

Metales extruidos

Las obras en el Sector 5 vienen a dar continuidad a otro proyecto, sobre los terrenos que ocupaba Metales Extruidos (la empresa se mudó de allí a Industrial Jalón en 2009), que también lleva siete años paralizado, desde su aprobación en 2012 y que se extiende sobre otras cinco hectáreas de terreno al sur de la calle Eneldo (el vial abierto en 2014). Allí sí se urbanizaron las calles, pero nunca llegó a iniciarse la construcción de los 417 pisos previstos en este espacio, en el que tienen cabida un bloque de viviendas de alquiler social y otros dos de alojamientos protegidos libres y para mayores. El primero de los bloques, que se asienta sobre suelo municipal, se licitará esta misma semana de cara al inicio inmediato de los trabajos con un plazo de 18 meses.

Dos pasarelas para peatones y ciclistas unirán el barrio con Parva de la Ría para salvar el canal

De manera que a uno y otro lado de la calle Eneldo surgirá en los próximos meses un incipiente barrio que prolongará Puente Jardín con 1.146 viviendas, de las que más del 40% tendrán algún grado de protección (476). El suelo, del lado de Metales Extruidos, será ocupado de forma mayoritaria por los bloques residenciales, aunque también tendrá cabida un edificio comercial en la entrada por la calle Eneldo desde la avenida de Burgos (hacia el norte comienza la hilera de naves industriales y talleres ya existentes). Los terrenos del Sector 5 cuentan con la catalogación de uso mixto (residencial e industrial), si bien las empresas mantendrán su ubicación tradicional de cara a la avenida de Burgos y la parte posterior será en la que se construyan los futuros bloques, como uno ya anunciado de 51 viviendas, que está a la venta sobre el plano, en la prolongación de los paseos del Obregón y del Jardín Botánico.

Frenos y Conjuntos

El diseño del nuevo barrio incluye grandes avenidas y rotondas para distribuir la circulación en torno a las manzanas de viviendas y un enorme parque de casi un kilómetro lineal al borde del Canal de Castilla. Cuando esté construido este espacio verde, en el que se habilitarán las dos pasarelas peatonales hacia Parva de la Ría, Puente Jardín y su prolongación contarán con un pulmón verde que de casi dos kilómetros de longitud, que nace en la actualidad en La Victoria (calle Fuente El Sol) y que un futuro próximo llegará hasta la VA-20.

Una de las parcelas industriales resultantes del Sector 5 ya está ocupada por el concesionario de Adarsa y otras dos, las que lindan con Frenos y Conjuntos, han sido adquiridas por la misma empresa de la avenida de Burgos para ampliar sus instalaciones, según confirmaron fuentes de la Concejalía de Urbanismo.

Los nuevos viales del Sector 5, conectados a los ejecutados en Metales Extruidos, siempre con el eje central de la calle Eneldo, ocuparán una superficie de 6,2 hectáreas y en ellos tendrán cabida 927 plazas de aparcamiento libre para vehículos.