El popular Guzmán Gómez gobernará Medina en minoría con apoyos puntuales de Cs

Gómez recibe el bastón de mando de manos de López. / P. G.

Las dos concejalas de la formación naranja votan al regidor popular, aunque no tienen previsto entrar en su equipo

Patricia González
PATRICIA GONZÁLEZ

El popular Guzmán Gómez Alonso es desde el nuevo alcalde de Medina del Campo. Con los votos a favor de sus ocho concejales y el apoyo de las dos ediles de Ciudadanos, Cristina Rojo Blanco y Susana Herrera Cea, fue investido como regidor en primera vuelta al contar con un total de diez votos. Estos apoyos, que podrían reconvertirse en próximas fechas en acuerdos programáticos y posiblemente en un pacto de gobierno que dé estabilidad al Ayuntamiento, le facilitarán la puesta en marcha de los primeros proyectos que piensa desarrollar como la integración de la administración electrónica o la recuperación integral del área de urbanismo, concejalía que estuvo paralizada.

Gómez, que durante su toma de posesión tuvo un recuerdo hacia uno de sus abuelos, marcó los diez pilares básicos sobre los que se sustentará su gobierno los próximos cuatro años y entre los que destaca la mejora de la limpieza y la seguridad. Asimismo, el ganador de los pasados comicios electorales, tendió una mano a la oposición para construir una mejor Medina.

Esta nueva forma de entender la política fue la que lanzó la que fuera alcaldesa socialista de la localidad durante ocho años, Teresa López, que tendió la mano al PP, al igual que hicieron Ciudadanos y Gana Medina. La que volvió a marcar las distancias fue la expopular Olga Mohíno, que bajo las siglas de Medina Primero, anunció un mandato tenso al no lograr integrarse dentro del equipo de gobierno debido a sus exigencias, como señalaron varios concejales populares.