Un lavadero de coches y tiendas para blanquear el dinero

Una de las pistolas incautadas/
Una de las pistolas incautadas

Fueron los vehículos de lujo que utilizaban los Varela los que pusieron sobre la pista

Laura Asegurado Mata
LAURA ASEGURADO MATA

La denominada Operación Rosado, la que supone la mayor redada policial contra el blanqueo de dinero procedente del narcotráfico, utilizaba pequeñas tiendas y un lavadero de coches para limpiar el dinero procedente del narcotráfico, según informó ayer el subdelegado del Gobierno en Valladolid, Luis Antonio Gómez Iglesias, quien comentó que fueron los vehículos de lujo de los que dicha familia hacía gala los que pusieron sobre la pista a los agentes, ya que «indicaban un nivel de vida por encima de los ingresos que presumiblemente tenían».

Gómez Iglesias, aun reconociendo que no se han incautado importantes cantidades de droga en la operación, subrayó que «lo verdaderamente importante es haber podido desarticular esta organización», que contaba con un líder indiscutible «que dirigía absolutamente todo y todo pivotaba sobre él», lo que hacía «más difícil la investigación», tanto el seguimiento de los capitales como la distribución de droga. El clan utilizaba «pequeños comercios» para llevar a cabo el fraude fiscal. En el vídeo distribuido por la Policía Nacional se ven lotes de perfumes y cajas de calzado, donde ocultaban el dinero que fue incautado por los agentes, artículos que presumiblemente vendían en alguna de las tres tiendas que fueron registradas por los policías.

El subdelegado del Gobierno precisó que la operación contra la droga desarrollaba la semana pasada en Zamora no está vinculada a la de Valladolid, «aunque en ambos casos se ha podido detener a personas que iban a vender droga en Semana Santa en los lugares de ocio, por lo que, al menos, se ha podido reducir el riesgo que ello conlleva para los jóvenes», explicó Gómez Iglesias, quien alabó la colaboración de los funcionarios de Justicia, cuya presencia es obligatoria en los registros.