FÚTBOL - Segnuda B

El necesitado Salamanca CF deja marchar dos puntos en el 94 ante una Cultural Leonesa con diez (1-1)

Chatón conduce el balón ante dos rivales de la Cultural. /Peio García /Leonoticias.com
Chatón conduce el balón ante dos rivales de la Cultural. / Peio García /Leonoticias.com

El equipo charro se adelantó en la primera parte de penalti y en la segunda, con un jugador más, vio cómo la Cultural Leonesa empataba al final

MIGUEL GONZÁLEZ (OPTA)León

Un tanto encajado en el minuto 94 privó al Salamanca CF de llevarse en superioridad numérica el triunfo del feudo de la Cultural Leonesa y de tener tres puntos de colchón en vez de uno sobre el puesto de fase de permanencia (1-1). Los locales evitaron «in extremis» la derrota pese a la expulsión de Zelu. El del Reino de León fue un choque en el que lo mejor para los visitantes fue la imagen ofrecida. No obstante, el Salamanca CF lleva cinco encuentros sin conocer la victoria, los tres últimos con empate a uno, ante el Castilla, Unionistas y la propia Cultural Leonesa que le deja solo un punto por encima de la plaza de play-out a falta de cuatro jornadas para la conclusión del campeonato. Y el mal pudo ser mayor porque el Burgos permitió que en el último minuto de su partido le empatara el Navalcarnero, precisamente el próximo rival de los charros en el Helmántico.

Arrancó como protagonista el equipo dirigido por Antonio Calderón -puso ya como titular a Chatón por delante de una defensa de cinco junto a Amaro y Sergio Molina-, manejando el balón y los espacios en el tapete frente a una Cultural presionada, dubitativa y con dificultades en algunos futbolistas para adaptarse a sus nuevas posiciones. Le daba réditos al Salamanca el tener nueve hombres por detrás del balón para cortocircuitar a Sergio Marcos y Señé, motor y cerebro locales respectivamente. Pasado el cuarto de hora inicial, trató de estirarse la Cultural con balones en profundidad al canario Aridane, esperando la aparición en segunda línea de sus futbolistas de banda.

Fue así como llegó la primera ocasión leonesa, en la que Iván Garrido finalizó con remate alto una combinación entre Kawaya y Liberto. Dio cumplida respuesta el visitante Asdrúbal en una internada abortada por Palatsí. Ambas ocasiones, sumadas a una nueva llegada inconclusa de Aridane, sirvieron para reordenar posiciones. Los visitantes buscaron los desmarques de Sergio Molina sobre la espalda del improvisado lateral local Hugo. Enfrente, la Cultural decidió tomar la iniciativa y bajar el balón al césped ante la impaciencia de la grada. El murmullo de la afición local pasó a silbidos al filo del descanso, momento en que el visitante David Torres se abalanzó sobre el balón en el sitio de los delanteros puros, remató a la portería rival y Pablo Vázquez interceptó el esférico con la mano. El propio David Torres conservó la calma para terminar la faena de penalti con un lanzamiento a ras de hierba inapelable para Palatsí.

El 0-1 premiaba a un Salamanca CF sólido y al que los refuerzos en defensa y ataque parecían dar un completo lavado de cara. Los locales arrancaron la segunda parte volcados sobre la portería de Sotres aunque con más voluntad que acierto. Hubo dos llegadas locales en menos de cinco minutos bajo un denominador común: el juego vertical y por bandas. Sin embargo, hicieron oposición los despejes visitantes de la consistente defensa charra. El local Señé también probó suerte con un remate durísimo muy cerca de la poste. El entrenador visitante, Antonio Calderón, recompuso su sistema a la hora de juego dejando en punta a Asdrúbal y sustituyendo a David Torres por Santi Luque.

El resultado no se hizo esperar, puesto que el recién entrado Santi Luque lució velocidad y remate para estrellar la pelota sobre la figura de Iván Garrido. Los cambios y el efecto efervescente de la Cultural rediseñaron el decorado, pero el Salamanca CF se sintió cómodo en su telaraña defensiva. Todo se le puso más de cara todavía a los visitantes, primero con la expulsión de Zelu, revulsivo que solo duró media hora sobre el césped, y después, con un centro de Iván Calero que Chiapas no acertó a rematar dentro del área. La recta final hacía prever el triunfo visitante a base de oficio frente a una Cultural totalmente inoperante. Sin embargo, en el minuto 95, Iván Garrido remató un centro del revulsivo Yeray para, al menos, evitar la derrota de una Leonesa fuera de la zona de promoción de ascenso a falta de cuatro jornadas. El 1-1 definitivo no evitó la pañolada en el Reino de León y, al mismo tiempo, significó un gran mazazo a la moral charra.