La Junta da luz verde para introducir la religión islámica en las aulas salmantinas

Fachada del colegio Beatriz Galindo, que imparte los diferentes cursos de Educación Infantil y Primaria. /MANUEL LAYA
Fachada del colegio Beatriz Galindo, que imparte los diferentes cursos de Educación Infantil y Primaria. / MANUEL LAYA

El colegio Beatriz Galindo cumple los requisitos y solo falta elegir al profesor de la asignatura

RICARDO RÁBADE / WORDSALAMANCA

La doctrina religiosa islámica podrá ser estudiada en las aulas salmantinas el próximo curso como una asignatura obligatoria más. Al menos, está es la previsión que baraja la Dirección Provincial de Educación de la Junta en la provincia de Salamanca con vistas al nuevo periodo escolar.

El colegio de Educación Infantil y Primaria (CEIP) Beatriz Galindo de la capital salmantina cuenta con todos los requisitos para comenzar a impartir la asignatura de Religión Islámica en el periodo lectivo 2018-2019, según las informaciones facilitadas por la Delegación Territorial de la Junta y únicamente se está pendiente de elegir y contratar al profesor que se encargará de impartir esta nueva materia. En el momento en el que se cuente con el docente adecuado y que éste reúna los requisitos específicos para tal cometido, el colegio Beatriz Galindo se convertirá en el primer centro salmantino en impartir los postulados religiosos del Islam como una asignatura obligatoria más para aquellos padres de alumnos que así lo hayan solicitado.

De esta forma, Salamanca se encaminará por la senda educativa por la que ya se vienen decantando otras provincias de Castilla y León. Sin ir más lejos, la vecina Valladolid estrenará también el próximo curso los estudios sobre los postulados del Corán dentro de su oferta escolar, ya que empezará a enseñarse en dos colegios de la capital del Pisuerga, como son los casos del Fray Luis de León, situado en el barrio de Delicias, y en el CEIP Entre Ríos, de La Rondilla. Se trata de dos centros que han recibido un total de 34 solicitudes y que, por tanto, están en plenas condiciones de hacer viable y proporcionar una respuesta positiva a una vieja e histórica demanda de la incipiente y cada vez más extensa comunidad musulmana afincada en Valladolid. En ambos casos, también se está a la espera de seleccionar y contratar a los profesores que enseñarán dicha materia en estos centros.

Educación gestiona la contratación del profesor con la Unión de Comunidades Islámicas

Por su parte, Soria fue la primera provincia de Castilla y León en impartir los postulados religiosos del profeta Mahoma, al ponerla en marcha en tres colegios sorianos en el curso 2016-2017, siendo emulada en el curso 2017-2018 por la provincia de Segovia, que también insertó los estudios de Religión Islámica como asignatura curricular, haciéndose eco de los deseos de los padres de alumnos que así lo demandaron. León también tiene previsto debutar el próximo curso, al igual que los casos ya mencionados de Valladolid y Salamanca.

Aunque en cursos anteriores si se habían registrado algunas peticiones en Salamanca de incluir la religión islámica en la oferta formativa, ninguna prosperó, dado que no se alcanzó el número suficiente de alumnos que fija la legislación para estos casos. En concreto, la normativa educativa estipula que debe contarse, al menos, con un mínimo de diez alumnos para impartir una nueva materia, circunstancia que no se había producido hasta el momento.

Sin embargo, en esta ocasión la solicitud que remitió el CEIP Beatriz Galindo a la Dirección Provincial de Educación sí ha cosechado el visto bueno de las autoridades, dado que se cumple el obligado condicionante de que haya, al menos, diez alumnos interesados en matricularse y en estudiar la nueva materia.

La Consejería de Educación, como en todos los casos precedentes que se han detectado en la Comunidad, siguió el procedimiento establecido y se puso en contacto el pasado mes de julio con el secretario general de la Unión de Comunidades Islámicas de España, que es el órgano competente para proponer profesores. Se trata de una situación similar a la que se origina, por ejemplo, cuando resulta preciso contratar nuevos profesores de Religión Católica para un determinado colegio e instituto, dado que en esos casos la solicitud para seleccionar un docente especializado se remite al Obispado de la Diócesis católica correspondiente.

Sin embargo, hasta el momento la Unión de Comunidades Islámicas de España no ha comunicado a la Dirección Provincial de Educación el nombre de ningún profesor para impartir esta asignatura, por lo que habrá que esperar a las próximas semanas para saber si, finalmente, Religión Islámica será una materia más en las aulas del colegio Beatriz Galindo. Hay que tener en cuenta que el perfil del futuro profesor debe reunir diferentes aspectos, como un buen dominio del español para impartir las clases y que tenga un determinado nivel formativo.

Además, hay otra cuestiones que deben ponderarse, como es el horario que tendrá el docente y su correspondiente retribución económica, ya que es la Administración autonómica la que se encarga de hacer la contratación y abonarle las nóminas, aunque sea siempre considerando la propuesta previa formulada por la Unión de Comunidades Islámicas. Otro aspecto a concretar es la organización de las clases, ya que la normativa permite concentrar a todos los alumnos cuyos padres hayan solicitado para sus hijos la asignatura de Religión Islámica en un único grupo para recibir las clases, con independencia del curso en el que se encuentren matriculados.

 

Fotos

Vídeos