La Calle Mayor de Palencia dejará de ser un problema para los tacones

Una mujer sortea el pavimento de la Calle Mayor. /Antonio Quintero
Una mujer sortea el pavimento de la Calle Mayor. / Antonio Quintero

El Ayuntamiento ha contratado a una empresa para que, después de la Navidad, rellene las juntas de las baldosas de la principal vía palentina

José María Díaz
JOSÉ MARÍA DÍAZPalencia

Pasear por la Calle Mayor, quizá una de las prácticas cotidianas que mejor ejemplifican el modo de vida en la ciudad de Palencia, ha llegado a convertirse en un auténtico calvario para todas aquellas mujeres que gustan de lucir unos zapatos de tacón.

Las juntas entre las diferentes baldosas y adoquines que jalonan el firme de la principal arteria palentina se transforman sin remisión en una trampa continuada que priva a estas mujeres de la posibilidad de disfrutar de ese agradable paseo que para el resto de los ciudadanos ofrece la Calle Mayor.

No hace falta que se trata de los denominados tacones de agujas, en algunos casos, las ranuras existentes entre algunas baldosas son tan amplias, que hasta algunos tacones de buen tamaño, e incluso el bastón de alguna persona mayor, quedan encajados entre las baldosas, provocando no pocos accidentes, además de los considerables daños que suelen sufrir los zapatos que se encajan.

Por ello, el relleno de las juntas de la Calle Mayor se ha convertido desde hace años en un deseo generalizada de los palentinos, un comentario habitual, que, muchas veces entre bromas, es fácil de escucharse en cualquier ámbito o tertulia, porque quien más, quien menos, ha padecido una de estas trampas 'atrapa tacones' o ha tenido que ayudar a alguna víctima a desencajar su zapato.

Sin embargo, esta necesidad nunca había llegado al Ayuntamiento de Palencia de forma oficial como una petición expresa de los representantes del movimiento vecinal o de los grupos políticos, con lo que el problema de las juntas del pavimento de la Calle Mayor se viene arrastrando desde hace más de una década.

Sin embargo, el Ayuntamiento ha terminado por atender esta demanda social y ha convocado un concurso público para «el relleno de las juntas en la pavimentación de la Calle Mayor Principal, como consecuencia de que en su día quedó pendiente dicha colmatación entre juntas y, debido a las dificultades de su tránsito por la anchura de dichas juntas (1 cm. aproximadamente) para el calzado femenino (tacones de aguja)», según se especifica literalmente en la memoria valorada elaborada por uno de los arquitectos municipales.

Las obras han sido adjudicadas finalmente a la empresa Somex Servicios, Obras y Montes, por un precio total de 53.837 euros y el contrato establece que los trabajos deben ejecutarse en un mes.

Para ello, se ha divido la Calle Mayor en tres tramos (de Correos a los Cuatro Cantones, de los Cuatro Cantones a la Gorda y desde el Monumento a la Mujer hasta el Salón), en los que se incluye también la parte Ignacio Martínez de Azcoitia situada detrás del Ayuntamiento, con el objetivo de que, siguiendo las recomendaciones de los técnicos municipales, no sea necesario dificultar el tránsito de los peatones a lo largo de toda la vía, sino solo por tramos.

El Ayuntamiento ha dispuesto que para no entorpecer las celebraciones navideñas, las obras arranquen después de las fiestas. El pliego de condiciones establece que las hendiduras entre las baldosas y adoquines deben rellenarse con mortero premezclado, con alta resistencia mecánica, resistencia a las sales de deshielo y a los bruscos cambios de temperaturas.

 

Fotos

Vídeos