Revuelo en las cofradías vallisoletanas por la autorización de una nueva procesión a la Oración del Huerto

El hermano mayor de la Oración del Huerto, Jesús Arroyo, ante las tallas que componen el paso./J. F.
El hermano mayor de la Oración del Huerto, Jesús Arroyo, ante las tallas que componen el paso. / J. F.

El obispo auxiliar, Luis Argüello, anuncia que está prevista para el jueves , aunque fuera del programa de Semana Santa

Jota De la Fuente
JOTA DE LA FUENTEArroyo de la Encomienda

La concesión de una nueva procesión en la Semana Santa a la cofradía de la Oración del Huerto y San Pascual Bailón ha sorprendido entre las cofradías vallisoletanas. La noticia, que ha cogido de improvisto a propios y extraños, ha sido comunicada en redes sociales por la propia hermandad. La procesión se celebraría en la noche del Jueves Santo, bajo el título de 'Cristo Jesús en Getsemaní', partiendo del convento del Corpus Christi, sede de la Oración del Huerto.

Según reza el escrito de 29 de enero de 2019 firmado por Luis Argüello, obispo auxiliar y vicario general de la Archidiócesis de Valladolid, «con fecha 22 de enero pasado se recibió escrito de solicitud de la cofradía para celebrar la mencionada procesión». Argüello resuelve en el escrito autorizar la procesión de acuerdo con el recorrido indicado y siempre de común acuerdo con las parroquias de Nuestra Señora de Belén y Santa María Magdalena, afectadas por el recorrido del cortejo.

No obstante, Argüello advierte en su resolución de que «como quiera que el programa de Semana Santa de 2019 está cerrado, la procesión en este año solo podrá celebrarse, fuera de programa, si la Junta de Cofradías y el Ayuntamiento de Valladolid lo autorizan». Por tanto, la decisión final deberá ser tomada por el pleno de la Junta de Cofradías, que deberá reunirse próximamente para escuchar a la cofradía, analizar el proyecto y votar. El Ayuntamiento no pondría pegas a la decisión de las hermandades dada la autorización arzobispal.

El propio obispo auxiliar de Valladolid afirma en el escrito que «reitero el propósito de esta Vicaría General de revisar el programa de nuestra Semana Santa, especialmente en la tarde-noche del Jueves Santo».

Este es un tema de debate y reflexión desde hace muchos años, ante la masiva presencia de procesiones y cofradías en la calle en ese día. Siempre ha existido la controversia sobre el sentido litúrgico y necesidad de algunas de ellas. Por este motivo, sorprende entre algunos cofrades que nadie haya entrado de lleno a debatir al respecto y, sin embargo, se autorice una procesión más que supondrá mayor masificación de cofrades y recorridos en la calle en el día de mayor presencia detallas, visitantes y vallisoletanos en las calles.

Isaías Martínez, presidente electo de la Junta de Cofradías de Valladolid ha mostrado su «sorpresa ante este «notición» -como lo calificó-. «Nosotros no teníamos nada previsto al respecto. Pediremos explicaciones al Arzobispado y al presidente de la Oración del Huerto, porque el programa oficial está ya en la imprenta». En cualquier caso, será el pleno el que decida al respecto, que deberá ser convocado próximamente. Allí votarán las 20 cofradías sobre si se autoriza la nueva procesión.

Tras La Amargura

«Estamos supeditados al Arzobispado y desconozco si el pleno tiene potestad para revocar una decisión así», señala Martínez, quien, a título personal, concluye que «primero habría que ver si todas las procesiones que salen ese día y otras parecidas tienen sentido y están bien. Lo suyo sería que cada cofradía tuviera su procesión de regla además de las generales. Apelo a la calidad de las cofradías y las procesiones, y no siempre es así. Eso es lo que debería preocuparnos y deberíamos analizar más allá de los egos personales», sentencia Isaías Martínez.

La nueva procesión dará comienzo cuando la cofradía regrese de la procesión de La Amargura, que comparte con otras cofradías en la tarde del Jueves Santo. Saldrán las mismas dos tallas que lo harán por la tarde, la Oración del Huerto y El Prendimiento, ambas propiedad de la cofradía y obras del escultor Miguel Ángel Tapia, afincado en Viana de Cega.

La hora de inicio prevista será las 23:30 horas. Los cofrades irán hasta la parroquia de Belén, donde celebrarán una ofrenda para regresar por Paseo del Cauce y calle Guadalete hasta la plaza de las Batallas, donde tendrá lugar otro acto penitencial para terminar en la parroquia de la Magdalena leyendo unas preces recordando a los enfermos, parados y víctimas del terrorismo, antes de regresar a su sede. La hora prevista para la finalización de la procesión son la 1:30 horas de la madrugada, ya del Viernes Santo, según la estimación de la hermandad hortelana.

Ofrecimiento

«La procesión es un ofrecimiento de Luis Argüello tras una tensa negociación en la reunión que tuvimos la mañana del sábado día 19 de enero pasada en nuestra sede de Corpus Christi durante más de hora y media», explica el hermano mayor de la Oración del Huerto, Jesús Arroyo. A dicha reunión habría acudido también el notario mayor del Palacio Arzobispal, Mateo Marcos Mora, consiliario, a su vez, de la cofradía de la Oración del Huerto.

Fruto de la negociación, la cofradía renuncia a sus pretensiones de salir en la tarde del Lunes Santo en el Rosario del Dolor y el Viernes Santo en la Procesión General con su talla titular, obra de Miguel Ángel Tapia, en vez de la tradicional de Andrés de Solanes, propiedad de la cofradía de la Vera Cruz, a cambio de serles concedida esta nueva procesión de regla. «Para conseguir una cosa hemos tenido que perder la otra», lamenta Arroyo, quien recuerda que «llevábamos tres décadas pidiendo esta procesión».

Jesús Arroyo da por hecho que el Ayuntamiento no pondrá pega alguna a la celebración de la procesión. Respecto a la decisión del pleno de la Junta de Cofradías se muestra más cauto, «deben aprobarla, porque nunca se ha negado una procesión ni se ha llevado la contraria al Arzobispado. Debemos conseguir la mitad más uno de los votos de las cofradías presentes, que son veinte y hasta que no lo vea no me lo creeré», concluye Arroyo. La Oración del Huerto cuenta con 235 cofrades y es una de las menos numerosas de la Semana Santa de Valladolid, de los que suelen salir en procesión la mitad aproximadamente.