Parkinson Segovia reclama ayuda para el traslado de los pacientes

Participantes en la tercera Marcha Popular de Parkinson Segovia./Antonio Tanarro
Participantes en la tercera Marcha Popular de Parkinson Segovia. / Antonio Tanarro

La asociación reúne en su tercera marcha popular a más de 400 asistentes y está a la espera de una respuesta de la Junta y la Diputación

Miguel Ángel López
MIGUEL ÁNGEL LÓPEZSegovia

Dos requisitos, y uno prescindible, vestir camiseta verde y tener ganas de andar por un fin solidario. El objetivo, sobre todo, «dar visibilidad a la enfermedad, pasar un día festivo y fomentar las relaciones con las familias», pero el fin secundario de hacerse visibles con actividades como esta Marcha Popular (ya la tercera) es que la ciudadanía conozca esta dolencia, sepa que existe la Asociación Parkinson Segovia y recaudar fondos para su actividad diaria, que es prestar servicios a los pacientes y a sus familias. Y, de paso, declaró su presidente, Javier Herrero, hacer públicas reivindicaciones como la petición de ayuda para trasladar a los enfermos, pues esta dolencia neurodegenerativa está muy repartida por toda la provincia y se estima que puede haber unas 800 personas que la padecen. «Es una provincia con muchos enfermos y muy desperdigados, y necesitamos ayuda para la mejora del transporte y la recogida de los enfermos para traerles al centro», comentó Herrero.

Han pedido esta ayuda a la Junta de Castilla y León y a la Diputación Provincial. «Pero seguimos a la espera de una respuesta y de acciones». Y les corre cierta prisa porque disponen de una furgoneta adaptada de nueve plazas, «pero tenemos que mejorar los desplazamientos, optimizarlos porque nos cuesta ir a los pueblos más lejanos y no se puede tener dos horas de espera a una persona en una furgoneta».

«No se puede tener a una persona dos horas en una furgoneta», subraya Javier Herrero

El vehículo y el servicio corre a cargo de la asociación. Traslada de lunes a viernes a 40 personas hasta el local de la calle Andrés Reguera Antón, en el Centro de Acción Social de La Albuera, donde reciben asistencia de fisioterapia, logopedia, musicoterapia y ayuda psicológica para los familiares. «Tenemos que cuidar a nuestros familiares, que son los principales cuidadores de los afectados», ilustra el presidente, quien recalca, no obstante, que «siempre se puede pedir más ayuda a las administraciones, pero en Segovia no nos podemos quejar».

En la sede de la asociación trabajan con grupos de diez personas (otros cinco pacientes son atendidos en Cuéllar) y el presupuesto con que cuentan sale de las ayudas públicas, de actividades como la marcha popular, de los donativos que reciben y de las aportaciones de los 150 socios.

En aumento

Y cada día crece el número de personas afectadas por esta enfermedad degenerativa que no tiene cura, solo tratamientos paliativos. «Cada día la está padeciendo más gente y más jóvenes, aunque también está mejorando la técnica de diagnóstico», apunta Herrero. Y aclara que diagnosticar parkinson es complicado: «La sintomatología es diferente y variable según las personas. No es una infección, se diagnostica por síntomas clínicos y descartando, y lo que se consigue con tratamientos de electroestimulación y fármacos es pararla, no se revierte».

Se dice, añade, que «no te mueres de parkinson sino con parkinson, incluso en edades avanzadas». Y por eso remarca que «cuanta más ayuda haya, mejor». Por ejemplo, para que se declaren pronto los grados de dependencia.

La marcha popular es así una llamada de atención. Este domingo participaron en la tercera edición más de 400 personas, y no todas caminaron, porque hubo casi 500 inscritas. Salieron a las diez, con sus camisetas verdes, de la pista de juegos autóctonos Orgullo Segoviano, para regresar allí después de bajar por San Gabriel hasta la Casa de la Moneda, donde tuvieron el avituallamiento. Colaboró el Ayuntamiento, la Policía Local y los voluntarios de Protección Civil.