Fallece una mujer de 65 años al caer 50 metros en la Ruta del Cares

Miembros del Grupo de Montaña Ensidesa, en Poncebos, tras el fatal accidente que se cobró la vida de una de las excursionistas./NEL ACEBAL
Miembros del Grupo de Montaña Ensidesa, en Poncebos, tras el fatal accidente que se cobró la vida de una de las excursionistas. / NEL ACEBAL

El suceso tuvo lugar en la tarde de este lunes | Argentina Rozada, de 65 años y que formaba parte del Grupo de Montaña Ensidesa, tropezó con las piedras del camino y se precipitó hasta el río

OLAYA SUÁREZ
OLAYA SUÁREZGijón

Tragedia en la Ruta del Cares. Una mujer de 65 años, vecina de Gijón, ha fallecido en la tarde de este martes. La mujer, que formaba parte del grupo de montaña Ensidesa, murió en el acto tras precipitarse unos 50 metros en la zona de los Collaos.

Según explicaron sus acompañantes, tropezó en una pequeña bajada y acabó cayendo desde una gran altura hasta el río.

Entre sus acompañantes estaba su marido, «destrozado» por la fatalidad. Los otros cincuenta miembros del grupo que participan en la excursión lo mantienen arropado en tan difíciles momentos.

Los restos mortales de la fallecida fueron localizados por el Grupo de Rescate de Bomberos del Servicio de Emergencias del Principado (SEPA), a bordo del helicóptero medicalizado del SEPA. Para acceder a ella, el equipo tuvo que realizar dos ciclos de grúa en la que se desplegaron 40 metros de cable. Confirmado el fallecimiento por el médico-rescator, la Guardia Civil se hizo cargo del levantamiento del cadáver para proceder a su traslado al Instituto de Medicina Legal de Oviedo.

El Centro de Coordinación de Emergencias del 112 Asturias recibió el aviso a las 14.38 horas. En la llamada señalaban que se trataba de un grupo que estaban realizado la ruta del Cares y que una mujer se había caído por una ladera en la vertical con el río.

A las 15.55 horas el Grupo de Rescate informan que han localizado a la mujer y que está fallecida. El equipo solicita entonces que se active el protocolo para proceder al levantamiento del cadáver y quedan a la espera por si tienen que trasladar al Greim (Grupo de Rescate Especial de Intervención de Montaña) de la Guardia Civil al lugar. A las 16.13 horas, la comandancia del Instituto Armado comunica que no necesitan el apoyo del helicóptero de bomberos y que el traslado del Greim lo hará su propia aeronave.

El marido, testigo del siniestro

Uno de quienes presenciaron el siniestro fue el propio marido de la víctima, uno de los habituales en las rutas organizadas por el club deportivo gijonés que este año cumple 45 años de historia. El hombre regentó durante muchos años una farmacia en la parroquia gijonesa de Tremañes, donde el matrimonio era muy conocido.

«Estamos destrozados, ha sido una desgracia», acertaba a comentar el presidente, José María Saracho. El grupo volvió caminando hasta Poncebos, localidad cabraliega la que llegó poco antes de las seis de la tarde, con lágrimas en los ojos y sin poder contener la emoción.

La de este martes era la salida programada con motivo de la 44 travesía de la Ruta del Cares, actividad que desarrollan en los Picos de Europa una vez al año, en tres salidas durante una semana. La excursión de hoy ha quedado suspendida.

Ayer, a primera hora de la mañana, y con una jornada completamente estival, comenzaron la caminata desde Posada de Valdeón, con la intención de llegar a primera hora de la tarde a Poncebos, donde les esperaría el autobús para la vuelta a Gijón. El accidente mortal que se ha cobrado la vida de Argentina Rozada es el más grave de los sufridos en los últimos años por los integrantes del Grupo de Montaña Ensidesa, un referente en el montañismo asturiano.

El pasado verano una mujer de 64 años del País Vasco falleció en la ruta del Cares en similares circunstancias tras precipitarse desde cuarenta metros, a unos cuatro kilómetros de Caín. Formaba parte de un grupo de excursionistas que realizaba por primera vez la ruta.