Comienzan las urgencias

Si en el primer partido parece que la mayoría de las selecciones le han dado importancia a no perder, en el segundo las necesidades son otras

Comienzan las urgencias
Julen Guerrero
JULEN GUERRERO

La jornada de hoy, la séptima del Mundial, empieza con un Portugal-Marruecos, donde ambos necesitan ganar. Si en el primer partido parece que la mayoría de las selecciones le han dado importancia a no perder, ya en la segunda comienzan las urgencias.

Los portugueses parten como claros favoritos, pero su propuesta futbolística, más orientada al contraataque, tendrá que variar y asumir un papel de más protagonismo con el balón. Marruecos, que también sale bien a la contra, puede aprovecharse de la lentitud en el retorno de los lusos cuando pierden el balón y que sus centrales, Pepe y Fonte, sufren mucho si tienen que estar lejos de su portería y tienen mucho espacio a sus espaldas.

En el segundo partido, Uruguay tiene la obligación de sentenciar su pase a la siguiente fase ganando a Arabia Saudí, que dejó una pobre imagen en el partido inaugural frente a Rusia, y con seis puntos jugarse el primer puesto del grupo A frente a los anfitriones en la última jornada. Luis Suárez y Cavani tienen una gran oportunidad de estrenar su capacidad goleadora ante la débil defensa de los sauditas.

En el último partido del día, España se enfrenta a Irán. La victoria de los de Queiroz en la primera jornada, unido al empate de La Roja, mete presión al equipo de Hierro, que necesita ganar y marcar territorio. Podemos visualizar un partido con claro dominio de España, con un alto porcentaje de posesión del balón, e Irán, que un empate lo daría por bueno aunque no le aseguraría nada, esperando su oportunidad al contraataque. Será la imaginación para realizar jugadas en espacios reducidos y la capacidad para cambiar el ritmo en los últimos metros lo que debe marcar la diferencia y decantar el partido a favor de la selección española.

Con el debate de la portería zanjado por Fernando Hierro, a pesar de las críticas y dudas que ofreció David de Gea después de su error frente a Portugal, no parece que el seleccionador vaya a realizar muchos cambios respecto al partido inicial. Es posible que Carvajal, ya recuperado, entre en el lugar de Nacho en el lateral derecho. Más teniendo en cuenta que hoy España va a necesitar darle amplitud al campo y profundidad por las bandas, algo que con el propio Carvajal y Jordi Alba por la parte izquierda lo tiene asegurado.

En el centro del campo la duda puede ser la incorporación de Thiago. Siendo un partido con claro dominio español, el centrocampista del Bayern es un jugador con mucha movilidad entre líneas y alta calidad técnica para filtrar pases en espacios reducidos. Su incorporación en el once bien podría ser por Koke, perdiendo algo de consistencia defensiva o por Iniesta, que posiblemente haya que ir dosificándolo.

El resto de posiciones no parece que vaya a tener variaciones. Hierro necesita una victoria para que el equipo se asiente, crea en sus posibilidades, solo se hable de fútbol y queden olvidados los días convulsos que terminaron por situarle, a dos días de comenzar el Mundial, como seleccionador en lugar de Lopetegui.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos