La falta de acierto decide la suerte del Naturpellet en Jáen (5-1)

Chus encara la meta de Iker en el encuentro celebrado en la Salobreja. /Pedro Jesús Chaves
Chus encara la meta de Iker en el encuentro celebrado en la Salobreja. / Pedro Jesús Chaves

Los segovianos dan la talla en una de las pistas más difíciles de la categoría pero perdonan y lo pagan tras el descanso

JAVIER BRAVO (OPTA)Jaén

Derrota del Naturpellet Segovia en la cancha del vigente campeón de la Copa de España en un partido que tuvo dos partes bien diferenciadas. En la primera mitad el equipo segoviano estuvo muy metido en el choque llegando incluso a plantar cara a los andaluces. En la segunda parte el Jaén Fútbol Sala puso la directa y si mereció el triunfo ante un cuadro visitante que volvió a ser poco efectivo en ataque.

5 Jaén Paríso Interior

Iker, Mauricio, Alan Brandi, Rafa López y Michel. También jugaron: Piqueras, Ramón, Campoy, Dani Martín, Carlitos y Bingyoba.

1 Naturpellet Segovia

Alberto, Raya, Alvaro, Chus y Alex Fuentes. También jugaron Iago Rodríguez, Buitre y Julio.

Goles.
0-1, m. 16: Chus. 1-1, m. 17: Carlitos. 2-1, m. 2): Alan Brandi. 3-1, m. 29: Carlitos. 4-1, m. 30: Dani Martín. 5-1, m.36: Ramón.

El partido comenzó trepidante con un buen ritmo y con dos equipos muy serios en sus planteamientos. El primer conjunto en avisar fue el local con una bolea de Michel que se marchó fuera por poco. Los minutos pasaban y la presión arriba del equipo segoviano incomodaba a un Jaén que no se sentía cómodo en pista. En el minuto siete llegó la primera gran ocasión para los visitantes. El pase de Iago es recibido por Chus. El remate final es desviado de manera providencial por el meta jienense. El partido estaba cómodo para el Naturpellet Segovia que se veía con opciones de hacer algo en una de las canchas más complicadas de la categoría. La innegable calidad de la plantilla andaluza puso en apuros al equipo de Segovia pero en momentos muy puntuales. Uno de los ejemplos fue en una internada por el costado derecho de Dani Martín. El disparo llevaba veneno pero Alberto intervino de manera providencial.

Pasaban los minutos y el empate hacía justicia a lo que se estaba viviendo en la cancha. El Jaén estaba irreconocible ante un Segovia muy metido en el partido gracias a un tremendo desgaste en la presión. Los segovianos disponían de ocasiones a cuentagotas que desperdiciaban una y otra vez. Se jugaba el minuto 16 cuando los visitantes se aprovechan de un rebote en el medio de la cancha. El disparo de Chus se fue envenenando y termina alojándose en el interior de la portería. Era el 0 a 1. Saltaba la sorpresa en La Salobreja. El gol noqueó durante unos instantes al Jaén, que vio como un minuto después pudo encajar el segundo. Fue en una jugada por banda que acaba con un disparo cruzado que repele el poste. El nerviosismo era evidente en el conjunto andaluz. Fue entonces cuando apareció el habitual 'desatascador' de este equipo: Carlitos. Fue en el minuto 18 cuando una acción individual del gaditano es culminada a la perfección para devolver la igualada en el marcador.

La segunda mitad no pudo arrancar peor para el Naturpellet Segovia porque no se había disputado ni un minuto cuando los jienenses se adelantarían por primera vez en el partido. Alan Brandi recibe en las inmediaciones del área y a media vuelta hacía el 2 a 1.

El partido siguió igualado hasta que apareció la pizarra de Dani Rodríguez. Se jugaba el minuto 29 cuando un saque de esquina botado por Dani Martín habilita a Carlitos que, llegando desde atrás, ejecuta un zurdazo imparable para el meta Alberto. El cancerbero segoviano no pudo hacer nada para evitar el 3 a 1.

El tanto provocó que los nervios del Jaén pasaran al Naturpellet Segovia que veía como se le estaba escapando el partido. En plena avalancha jienense llegaría el cuarto. Fue en una contra comandada por el campeón del mundo Alan Brandi que finaliza con un gran pase a Dani Martín. Con un partido cuesta arriba el Naturpellet Segovia vio algún rayo de luz cuando a falta de 6 minutos para el final el Jaén comete la quinta falta. Gacimartín, a falta de 4 minutos y 32 segundos para el final, se vio obligado a sacar portero jugador, pero la fortuna no estuvo de lado visitante puesto que en el primer ataque en superioridad, el Jaén recuperó el esférico en media cancha y Ramón, a portería vacía y desde campo propio, ponía la rúbrica al marcador.