El Norte de Castilla

El Ayuntamiento de Soria pone en marcha un plan especial de recogida de hojas

  • Ha instalado contenedores para restos vegetales para elaborar compost

El Ayuntamiento de Soria sigue apostando por la calidad de los servicios y, dentro de los mismos, el de recogida y tratamiento de residuos es uno de los más importantes para ofrecer una óptima imagen de la ciudad. Dentro de este objetivo de reforzar y adaptarse a las circunstancias, como ocurre en fiestas de San Juan o en verano con los planes especiales de limpieza, ahora, con motivo de la llegada de la época otoñal y la caída de las hojas de los árboles, Valoriza incrementa sus efectivos, para hacer frente a la gran cantidad de hojas que diariamente caen sobre las aceras y calzadas. Para ello, se refuerza el servicio de limpieza con dos operarios, un conductor y un peón, cuya funciones principales son el amontonamiento de las hojas mediante barrido manual o soplador para su inmediata recogida.

Otra posibilidad es el barrido mixto, donde el peón mediante soplador barre las hojas de las aceras y bajo los vehículos, amontonándolas de manera que posteriormente las absorbe una barredora mecánica. Este refuerzo se realiza durante aproximadamente dos meses. Cada año comienza en torno a noviembre hasta casi Navidad, sin una fecha determinada, ya que la caída de las hojas viene asociada a condiciones climatológicas. Este año, el refuerzo, comenzará esta misma semana. Hay que recordar, además, que a este refuerzo de la empresa adjudicataria hay que sumar el trabajo que también en esta materia se realiza desde la Dehesa con los propios trabajadores municipales. El servicio del vivero y del mantenimiento de este parque, con 127 especies de árboles, ha contado con 13 empleados, gracias a los refuerzos del Plan de Empleo, que se encargan de mantener el ajardinamiento en perfecto estado así como la plantación de cerca de 10.000 semillas de distintas especies cada temporada con un invernadero de más de 1.000 metros. En función de la estación acometen distintos trabajos reforzando ahora el relativo a la recogida de hojas.

Pero la vida de las hojas no acaba en un contenedor, los servicios de limpieza transportan estas hojas, hasta el punto limpio de Soria, desde allí, son transportadas hasta la planta de tratamiento situada en Golmayo, donde las hojas y otros restos vegetales obtenidos del punto limpio y de los contenedores de recogida selectiva habilitados para ello, son sometidos a un proceso de trasformación para obtener un abono natural, el compost.

Así, las hojas caídas de los árboles, no deben considerarse como un residuo inútil y los árboles, no son objetos impropios de una ciudad que solo la ensucian, sino que son beneficiosos para la ciudad y los ciudadanos. Por otro lado, hay que recordar que el Ayuntamiento cuenta con contenedores de poda vegetal que además se están utilizando durante todo el año y de forma óptima lo que hace que incluso se puedan incrementar la instalación.