El Ayuntamiento de Segovia ha reducido el riego de los jardines más de un 50%

Estado actual del embalse del Pontón. / A. de Torre

El estado actual de los embalses de los que se abastece la ciudad es bueno: Puente Alta está al 56% de su capacidad y el Pontón Alto, al 59,5%

EL NORTESegovia

El Ayuntamiento, desde el inicio del nuevo año hidrológico, ha reducido el riego de los jardines municipales en un porcentaje superior al 50%. Según los registros actuales, los pantanos segovianos tienen niveles por encima de la media de entre los que pertenecen a la Cuenca Hidrográfica del Duero. El estado de los embalses de los que se abastece de agua potable el término municipal de Segovia es aceptable, según indican fuentes municipales. Así, Puente Alta (Revenga) cuenta con 1,35 hectómetros cúbicos, de los 2,4 de su capacidad total, es decir, está al 56%. El Pontón Alto, en la carretera de La Granja, tiene 4,4 hectómetros cúbicos de sus 7,4, lo que supone el 59,5%.

A lo largo del año, el Pontón ha tenido un peor comportamiento que en el periodo anterior, pero las lluvias del pasado mes de agosto han hecho que a estas alturas del año registre mejores datos que en 2016. Las cifras indican que comienza un nuevo año hidrológico con mejores niveles de agua embalsada que el anterior, a pesar de lo cual, y dado que la previsión es que sea un otoño seco, «sigue siendo imprescindible hacer un uso responsable del agua», advierte el Ayuntamiento. De los últimos años, 2015 es el que ha tenido un peor comportamiento, ya que a un verano seco le siguió un otoño sin lluvia. De hecho, Puente Alta marcó su mínimo histórico en el 20% de su capacidad total.

Recomendaciones

Para contribuir a ese consumo responsable se recomienda, por ejemplo, en la cocina al fregar los platos, no dejar el agua corriendo, evitar fugas y goteos y poner en marcha la lavadora y el lavavajillas únicamente cuando estén llenos.

En el baño, darse duchas cortas, cerrar el grifo mientras te cepillas los dientes, llenar de agua una botella de plástico y colocarla en la cisterna del cuarto de baño para comprobar que funcionen bien, porque las fugas suponen la pérdida de muchos litros de agua al día. Hay que recordar que inodoros y desagües no son un cubo de basura. Los desperdicios, además de atascar las tuberías, implican un mayor consumo de agua al limpiar lo vertido en ellos.

Otros consejos sencillos son regar jardines y macetas fuera de las horas centrales del día para evitar una rápida evaporación y dejar la hierba algo más alta para que retenga la humedad, así como colocar recipientes bajo las macetas para que mantenga el agua sobrante.

Fotos

Vídeos