El Norte de Castilla

Elecciones EEUU

24 horas después de una gran elección

Ciudadanos protestan contra el resultado electoral.
Ciudadanos protestan contra el resultado electoral. / Efe
  • Tras conocer los resultados de las primarias de los Estados Unidos los americanos se muestran preocupados pero tratan de ser optimistas

Tras largas horas de gran expectación, nervios e incertidumbre, el candidato republicano a la Casa Blanca, Donald Trump, se ha alzado vencedor de las elecciones más controvertidas de la historia de los Estados Unidos. El resultado, además de pillar por sorpresa a más de uno, ha levantado una gran polémica. Veinticuatro horas después del shock inicial, los americanos que apostaron por la candidata demócrata, Hillary Clinton, siguen sobrecogidos. “Creo que nadie esperaba este resultado, ni siquiera el presidente electo Trump y su equipo”, dice Lizza Gross, una periodista neoyorquina hija de inmigrantes argentinos. “El nivel del triunfo fue totalmente inesperado y apabullante, sobre todo porque las encuestas y todos los estudios previos daban a Hillary por ganadora”, añade.

Las emociones han sido las protagonistas de las horas posteriores a conocer los resultados. La preocupación, la frustración, la rabia y la impotencia, han sido los sentimientos que más se han dejado sentir en las calles de Nueva York. “Estoy muy preocupado por la reputación internacional de Estados Unidos. A nivel mundial, importa mucho quién es el presidente de este país y las políticas que él o ella defiende. Los resultados de estas elecciones han puesto nuestra reputación en riesgo, lo que afectará nuestra capacidad de resolver problemas globales relevantes”, sostiene alarmado Theo Mazumdar, profesor de la Universidad de Columbia. “En estas elecciones me he dado cuenta más que nunca de que América es una nación inexorablemente dividida en dos, La América azul -las costas- y la America roja -el centro-, y que ambas están hablando un lenguaje cultural completamente diferente”, agrega. Por su parte, Vivian, una estudiante procedente de California lamenta: “Este es un día horrible. No sabía que los Americanos fuésemos tan estúpidos. Me da vergüenza ser americana este momento”.

James -un trabajador americano procedente de Florida- comparte la opinión de que los medios han jugado un rol crucial en estas elecciones. “Creo que los medios de comunicación han hecho un trabajo deficiente a la hora de analizar y dar cobertura a noticias, y que no han examinado adecuadamente la figura de Trump”, explica. Por otro lado, Megan, una estudiante de Long Island, plantea que han sido los propios ciudadanos quienes han tenido la mayor parte de la culpa. “En este momento todos nos preguntamos cómo es posible que Trump se haya convertido en presidente, pero lo que yo creo es que los americanos se han tomado estas elecciones como un chiste y han votado sin investigar nada y ahora se arrepienten”, opina.

A pesar de todo, la mayoría de los ciudadanos intentan aceptar los resultados con entereza y tratan de ser optimistas en cuanto al futuro incierto que se les presenta por delante. “Él ha sido elegido presidente por una mayoría y a través de un proceso limpio y justo, dice Andrew, un estudiante procedente de Chicago. “Creo que lo único inteligente que podemos hacer en este momento es aceptar el hecho de que él es nuestro presidente. Si queremos que nuestro país continúe perseverando, como siempre lo ha hecho, debemos desearle suerte y aferrarnos a la idea de que somos una gran nación que podrá hacer frente a cualquier inconveniente”, agrega.