La CHD considera viable la ampliación de Gaza en Zamora con algunas cautelas constructivas

Una de las reuniones de la Coordinadora Rural con asociaciones de la provincia de Zamora en su recorrido por las diferentes comarcas./El Norte
Una de las reuniones de la Coordinadora Rural con asociaciones de la provincia de Zamora en su recorrido por las diferentes comarcas. / El Norte

La industria valora hacer un nuevo estudio de detalle, mientras sigue recibiendo propuestas de ayuntamientos para su traslado

ALICIA PÉREZZAMORA

La Confederación Hidrográfica del Duero (CHD) considera viable la ampliación de la fábrica de Leche Gaza en su actual emplazamiento en la capital zamorana «con algunas cautelas» o soluciones constructivas que hiciesen que todos los elementos sensibles a una posible inundación estuviesen protegidos si se diera el caso.

Esas cautelas pasarían, por ejemplo, por sobreelevar en alguna medida una parte de la fábrica y que las instalaciones sensibles a una posible inundación quedaran protegidas y fuera de esa avenida de las aguas del río Duero. Así lo ha explicado el comisario de aguas de la CHD, Ángel González Santos, quien estima que la ampliación de la fábrica «con algunas cautelas» podría ser viable.

Explica el comisario de aguas que el sector Almaraz, donde pretende ejecutarse la ampliación de la fábrica, es una zona de flujo preferente y la inundación se produciría con una avenida cuyo periodo de retorno es de 100 años, lo que supone que tiene una probabilidad de ocurrir del uno por cien. Esos caudales supondrían un calado en el agua de un metro de profundidad aproximadamente y la velocidad a la que circularía el agua sería de más de un metro por segundo.

Por este motivo, el informe en relación con la inundabilidad de este sector ha sido desfavorable. «Con la aprobación del plan de gestión de riesgo de inundación y el sistema de cartografía de zonas inundables lo que se ve es que todo este sector se ubica en una zona que nosotros llamamos de flujo preferente, que es la zona donde una inundación supondría graves peligros para personas o bienes. Es una zona donde la inundación es especialmente peligrosa porque los calados son altos, con más de un metro, y las velocidades son de más de un metro por segundo. El conjunto de las dos cosas hace que la inundación en esa zona pueda ser peligrosa», señala el experto sobre el documento técnico sobre el que se ha informado en contra.

«Desde nuestro punto de vista, sí hay soluciones técnicas para evitar ese riesgo y ese peligro», manifiesta el comisario de aguas, quien además ha mantenido «muchas» conversaciones con los promotores del proyecto sobre este aspecto.

Ante esta posibilidad que existe de plantear medidas alternativas a la CHD, la empresa apura las posibilidades que existen de quedarse en Zamora y valora hacer un nuevo estudio de detalle, mientras visita ubicaciones próximas a la capital zamorana por si hubiera que optar por el traslado y sigue recibiendo propuestas de ayuntamientos interesados en acoger la industria en sus términos municipales.

De momento, la industria zamorana no descarta ninguna de las opciones, ni la de quedarse en la capital zamorana ni la del traslado a una nueva ubicación, según han explicado.

Responsables de la empresa han visitado ya localidades del entorno de la ciudad como Coreses y Corrales del Vino.

En Coreses, a 16 kilómetros de la capital, Leche Gaza se ha interesado, entre otras opciones, por las antiguas instalaciones de la empresa Alstom Altamira, que se dedicaba a la construcción de torres de aerogeneradores en el polígono industrial.

El alcalde de Coreses, José Luis Salgado, ha asegurado que si Gaza eligiera el municipio «nos tocaría el Gordo antes de Navidad» por el empleo y por la estabilidad poblacional que supondría contar con una empresa de estas características. «Desde el Ayuntamiento, desde luego, le vamos a facilitar todo lo posible que se instalen en nuestro municipio e institucionalmente le vamos a ayudar en todo lo que sea posible en cuanto a los permisos y requerimientos», ha asegurado el regidor.

El Ayuntamiento de Corrales del Vino, con el alcalde, Mario Castaño, a la cabeza, ha propuesto a Gaza una finca de unas once hectáreas y media de suelo industrial, que es propiedad del Consistorio y que tiene acceso directo a la rotonda de la autovía A-66.

«En Corrales hubo tres cerámicas y ahora están cerradas y un tema así supondría bastantes puestos de trabajo y oportunidades para la gente que vive en Corrales y sería muy importante», asegura Mario Castaño.

La empresa sostiene que todavía no hay ninguna decisión adoptada. Se siguen estudiando todas las posibilidades y aún hoy hay pueblos que continúan poniéndose en contacto con ellos.

Temas

Zamora

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos