Descubre cómo puedes ayudar con cariño y un sobre a niños que están hospitalizados

Sheyla Gómez y Marta Lorenzo, promotoras de la iniciativa en Valladolid. /RODRIGO JIMÉNEZ
Sheyla Gómez y Marta Lorenzo, promotoras de la iniciativa en Valladolid. / RODRIGO JIMÉNEZ

Una campaña recoge cartas con dibujos y mensajes de ánimo para los menores y sus familias

Víctor Vela
VÍCTOR VELAVALLADOLID

Hay sobres, muchos sobres de colores, con dibujos de remite, sonrisas como sello y cuentos en su interior. Algunos son anónimas. Otros tienen un pequeño regalo dentro. Los hay que incluyen poesías o un juego para colorear. Son una inyección de ánimo que llega a un buzón solidario instalado en Daniela, una tienda de la calle San Isidro.

Aquí está una sucursal de ‘Hoy me acordé de ti’, una iniciativa que invita a los vallisoletanos a que escriban cartas de ánimo para niños hospitalizados. El año pasado recibieron 250 misivas. La previsión para esta Navidad es incrementar la cifra de participantes en un proyecto que comenzó hace dos años en Córdoba, de la mano de Isabel Amo, una madre que vio cómo, con apenas 34 días de vida, su pequeño Carlos tuvo que ser hospitalizado por una cardiopatía. Y sintió entonces que cualquier mensaje de apoyo era vida.

Por eso decidió escribir cartas a familias que se pudieran encontrar en su situación, a niños que tuvieran que pasar demasiadas horas en una habitación de hospital. Fue así como nació una iniciativa que el año pasado recaló en Valladolid de la mano de Sheyla Gómez. Ella, que es asesora maternal, que imparte cursos de formación en lactancia y porteo ergonómico, entró en contacto con madres que se encontraban en una situación similar a la que experimentó Isabel en Córdoba. Y apostó por acercar esta iniciativa al Pisuerga.

De momento no ha encontrado aquí el compromiso que han mostrado hospitales de otras ciudades. «El año pasado solo conseguimos la colaboración del Clínico, pero tuvimos que dejar todas las cartas y no pudimos entregarlas en mano», comenta Sheyla, quien confía en que este año sí que puedan hacerlo de un modo más cercano.Cualquier persona puede escribir una carta de ánimo.

«La idea es que los niños y sus familias se sientan acompañados en un momento que puede ser complicado. Les invitamos a que incluyan algún texto de apoyo, algún dibujo que puedan hacer otros niños, poesías... cualquier mensaje seguro que es bien recibido», asegura la coordinadora de esta acción solidaria en Valladolid. «En un principio pensamos que podía ser una carta como si la escribieran los Reyes Magos, pues se suelen repartir en Navidad, pero luego vimos que sería más cercano si la escribieran otros niños o familias. Las cartas se pueden firmar o también pueden ser anónimas», explica Sheyla.

Cuenta que además le encantaría contar con la colaboración de algún colegio. «Nos gustaría que los profesores pudieran invitar a sus alumnos a escribir estas cartas». Las misivas se pueden entregar hasta el 1 de diciembre en Daniela (tienda de moda de San Isidro, 67) o bien a las puertas del colegio Lola Herrera, en Tudela de Duero, de cuya comunidad escolar forma parte Sheyla. Además de Córdoba, la ciudad inicial, y de Valladolid, esta cadena de cartas ha llegado a hospitales de Málaga, Jaén, Granada, Cádiz, Almería, Madrid, Palma de Mallorca oTarragona.