Ocho de cada diez empleados de banca se sienten «inseguros e indefensos»

Luis José Rodríguez Alfayate, presidente de FINE (en el centro), /EL NORTE
Luis José Rodríguez Alfayate, presidente de FINE (en el centro), / EL NORTE

Según una encuesta del sindicato Fine, el 44% de los consultados afirman haber necesitado medicación para sobrellevar la ansiedad

Á. BLANCOVALLADOLID

El 80% de los empleados del sector financiero se sienten «inseguros e indefensos» en su puesto de trabajo, según una encuesta elaborada por FINE, organización sindical independiente que cuenta con 30.000 afiliados de entidades bancarias. El informe ofrece datos como que el 98% cree que la imagen del empleado del sector se ha deteriorado “desmesuradamente” desde la crisis. Además, el 84% reconoce una sobrecarga de trabajo que le ha ocasionado trastornos de salud para los que la mitad ha precisado medicación.

Una gran mayoría de empleados del sector financiero, asegura la encuesta, no se sienten respetados o valorados ni por los ciudadanos ni por sus superiores y tampoco creen que el clima laboral vaya a mejorar en los próximos años. Fine elaboró la encuesta el pasado mes de febrero y de forma anónima entre 1.465 empleados del sector de toda España (de Abanca, EspañaDuero, Unicaja, Banco Sabadell, Liberbank, Banco Santander, BBVA, Ibercaja, Ceca, CaixaBank, Bankia e ING, entre otras entidades financieras).

«Los resultados –subraya Luis José Rodríguez Alfayate– revelan que los empleados de entidades financieras no reciben suficiente apoyo de sus superiores cuando se enfrentan a situaciones conflictivas, tampoco reciben formación ni cuentan con recursos suficientes para afrontar momentos delicados, ni mucho menos se sienten apreciados por la sociedad. Todo lo contrario, el empleado ha pasado de ser persona de confianza para el cliente a convertirse en objeto de duda y desconfianza». Para el presidente de Fine, «al empleado la crisis le ha golpeado por partida doble, como trabajador y como persona, ya que además de sufrir directamente los efectos de los recortes laborales en el sector, tiene las mismas preocupaciones e inquietudes que cualquier otro ciudadano».

Sin conciliación

La encuesta ofrece datos «demoledores» para el sindicato, como que el 91% de los consultados no cree que el clima laboral vaya a mejorar en los próximos años. Además, el 84% afirma que padece una sobrecarga de trabajo que le ha provocado trastornos del sueño, ansiedad o estrés, para los que el 44% ha precisado medicación. El 77% se siente poco valorado por sus superiores y el 46% opina que sus condiciones de trabajo no le permiten desarrollar su labor con normalidad.

En el ámbito de la conciliación, el 63% se ha perdido un evento deportivo o actividad cultural de sus hijos por motivos laborales y el 27% ha tenido que suspender viajes previstos a causa del trabajo. Todo esto lleva al 43% a no poder conciliar vida familiar y laboral dadas las horas que dedica diariamente al trabajo.

Fruto de esta encuesta, Fine anunció que va a poner en marcha «una campaña de concienciación social para que los ciudadanos vean que ‘Al final del día, todos somos lo mismo, personas’».

 

Fotos

Vídeos