Un viaje de recuerdos por las escuelas de Valladolid entre 1850 y 1950

Expositor con llibros y publicaciones docentes y, al fondo, fotografías de colegios de Valladolid y carteles en los que se cuenta su historia. / Gabriel Villamil

Una exposición recorre en la Casa Revilla la historia de una veintena de centros de enseñanza de la ciudad a través de fotografías, libros y objetos

JESÚS BOMBÍNValladolid

La Casa Revilla acoge la exposición 'Aprendiendo a vivir. Imágenes de los centros de enseñanza vallisoletanos entre 1850 y 1950', con la que propone un viaje por la historia de escuelas de la ciudad por las que pasaron miles de vallisoletanos a través de fotografías, libros y objetos de la época.

El recorrido por los centros de docencia pone de relieve cómo muchos de ellos surgieron siguiendo la estela de los valores ilustrados y con los años, amparados por las leyes y el impulso de personas que vieron en la enseñanza una necesidad social de primer orden.

Comisariada por el etnógrafo Joaquín Díaz, la muestra alumbra la historia de instituciones como el Colegio Seminario de los Padres Agustinos, los colegios de La Cruz, San Luis, La Providencia, Jesús Maestro, El Liceo, El Salvador, Nuestra Señora de Lourdes, San Fernando, Francés, el Instituto Zorilla, las Escuelas de Cristo Rey o la Real Academia de Bellas Artes de la Purísima, entre otros centros.

Fotos

Con fotografías recopiladas por la Fundación Joaquín Díaz el visitante se hace una idea del exterior de los edificios, de profesores y alumnos que posaron en algunas instantáneas, de sus uniformes, de comedores, patios, aulas, cocinas, jardines y capillas así como de las clases en las que los alumnos se iniciaron en las matemáticas, la música, las ciencias, la religión o la literatura.

En la exposición, que puede visitarse hasta el 14 de octubre, se pueden ver también boletines, enciclopedias y catecismos de finales del siglo XIX y comienzos del XX, así como publicaciones editadas por los colegios. Un ejemplar del 'Catecismo' de Ripalda y Padre Astete de 1800, 'Geografía para niños', de Saturnino Calleja publicada en 1852 o una cartilla de latín de Emilio Fornes editada en 1955 son algunos de los ejemplares con que que se ilustra el material docente de la época.

Contenido Patrocinado

Fotos

Vídeos