Los autónomos de Castilla y León son optimistas

video

La presidenta de ATA en Castilla y León. Soraya Mayo, en la inauguración de la nueva sede regional. A la izquierda, Lorenzo Amor, presidente nacional de ATA, con el consejero de Empleo, Fernández Carriedo; el presidente de la Diputación de Valladolid, Jesús Julio Carnero, y el concejal de Hacienda de Valladolid, Antonio Gato. / Henar Sastre.

  • Siete de cada diez creen que la situación económica de la comunidad va a mejorar en 2017

Los autónomos de Castilla y León se muestran optimistas ante el futuro.
Al menos, ante el futuro más próximo, ante el año 2017, según se desprende de una encuesta realizada en la comunidad por la Asociación de Trabajadores Autónomos (ATA), que ha sido presentada este miércoles en Valladolid con motivo de la inauguración de la nueva sede regional, situada en la calle Bailén, número 2.

El dato categórico de que siete de cada diez autónomos de Castilla y León consideran que la situación económica va mejorando y que esta tendencia continuará a lo largo de 2017 avalan esa confianza. Por el contrario, el porcentaje de autónomos que no es tan optimista y que cree que habrá que esperar a 2018 para hablar de una recuperación real de la economía baja a uno de cada cuatro (26,8%), según los datos que ha ofrecido la presidenta de ATA en la comunidad, Soraya Mayo, quien ha presentado el balance de la actividad de los autónomos en 2016 y las perspectivas para 2017 junto al presidente nacional de la organización, Lorenzo Amor.

Ese optimismo también se deja sentir en las previsiones que los autónomos castellanos y leoneses encuestados hacen para su propio negocio: casi ocho de cada diez (79,2%) confían en que su negocio no empeorará en 2017. Y de ese porcentaje, el 40,9% espera incluso resultados mucho más positivos.

Además, seis de cada diez aseguran que mantendrán la plantilla y que no realizarán despidos, mientras que solo uno de cada cinco (22,3%) prevé prescindir de algún empleado.

El IVA y la morosidad

No obstante, esa sensación de optimismo no ha impedido que los dirigentes nacional y regional de ATA hayan incidido en algunas de las principales preocupaciones de los autónomos, como la petición de que no solo se baje el IVA al sector de la cultura, sino «también a otros artistas como peluqueros, veterinarios o gimnasios, que pasaron del 8% al 21%», según reclamó Lorenzo Amor.

El presidente nacional de ATA también se ha quejado de que casi la mitad de los 3,1 millones de autónomos españoles está afectado por la morosidad, tanto de administraciones públicas como de empresas privadas, y que al 20% les tardan en pagar las facturas hasta seis meses. «No pagar o no hacerlo a tiempo sale gratis en España», según ha manifestado el presidente de ATA. «Hay quien se está financiando a costa de la morosidad», ha añadido. Amor ha lamentado que no haya sanciones para quienes incumplen los plazos de pago, que están fijados en 30 días para las administraciones públicas y en 60 para las empresas. Según el barómetro presentado por ATA, el 17,2% de los autónomos de Castilla y León que padecen de morosidad tardan más de seis meses en cobrar sus facturas, y el 4,7%, más de un año.